•  |
  •  |
  • END

CARAZO
Las cuadrillas del Benemérito Cuerpo de Bomberos, Policía Nacional y los comerciantes, se presentaron a sofocar el incendio que se estaba produciendo en el tramo de William Arévalo, donde estaban guardados cientos de canastos.

El tramo está cerca del sector de ventas de plásticos, Banco de Finanzas y la Gasolinera Texaco.

El capitán Pedro Jaime Hernández, del Benemérito Cuerpo de Bomberos, explicó que en el tramo no había ningún cable eléctrico, ni mucho menos energía, por lo que sospechan que el incendio lo produjo alguien al jugar con fuego, pero gracias a los mismos pobladores fue sofocado.

Los comerciantes manifestaron que “observaron a niños jugando con fósforos y papales a la orilla de la bodega”.

Por su parte, el comisionado Roberto Carrión Gómez, jefe de la Policía en Diriamba, señaló que esperan que este conato de incendio que no pasó a más, se convierta en un llamado de alerta a los comerciantes y pobladores que traen a sus hijos al mercado, para que no los dejen jugar con fuego ni mucho menos con pólvora y así evitar una catástrofe. “Gracias a Dios no hubo ninguna persona lesionada”, acotó. William Arévalo, propietario del tramo, dijo que las pérdidas ascienden a los ocho mil córdobas.