•   Estelí, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La inasistencia de testigos propuestos por la Fiscalía y la Procuraduría de Justicia retrasa una vez más un juicio por tráfico interno de estupefacientes que tienen en su contra ocho personas supuestamente miembros del grupo delincuencial denominado “Los Topos”.

La mayoría de los testigos de descargo ya rindieron sus declaraciones, sin embargo faltan los testigos de cargo para los alegatos finales y luego el debate de pena.

Las autoridades del orden denominaron a la agrupación como “Los Topos” porque, según la acusación de la Fiscalía, los detenidos enterraban los estupefacientes en la ribera del río Pire en Condega.

Enterrados

Durante el proceso investigativo, la Policía encontró más de tres libras de marihuana enterrada en la arena y en gaviones a orilla del río.

El allanamiento y detención se dio el 13 de febrero del año en curso, en el barrio Solidaridad de la ciudad de Condega.
Los detenidos son Ramiro Antonio Aguiluz Sevilla, Marcia Teresa Aguiluz García, Denis Alonso Castillo Peralta y Carlos de Jesús Ramírez Lira.

 También son acusados Deybi Antonio Espinoza Montalván, Maryuri Arelly Chavarría Montalván, Juan Pablo Umanzor Sevilla y Bayardo Valdez Rugama.

Los abogados defensores aseguran que hay una serie de dudas razonables, por lo que esperan que en este caso se falle a favor de sus clientes.

“La Policía ejecutó tres allanamientos a igual número de viviendas sin contar con la debida orden judicial y que eso vulneró los derechos constitucionales de los detenidos”, dijo uno de los defensores.

Sin embargo, las autoridades policiales dijeron que actuaron conforme a derecho, que las órdenes de allanamiento han sido convalidadas por los judiciales y que no existen vacíos legales.