•   Estelí  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Por lesiones imprudentes acusó la Fiscalía a Miguel Talavera Aráuz, conductor del vehículo que el pasado martes provocó el accidente de tránsito en que murió una bebé recién nacida que era trasladada en una ambulanca y donde dos personas más resultaron lesionadas. 

La jueza Claudia Castro, del juzgado Segundo Local de Estelí, aceptó la acusación fijando para el próximo 17 de marzo la audiencia inicial e imponiéndole la medida cautelar de prisión preventiva, pese a que el abogado Danilo Urrutia, defensor de Talavera Aráuz, pidió que este enfrentara el proceso en libertad. 

A pesar de la muerte registrada en este accidente, ocurrido la tarde del 7 de marzo en una calle principal de la ciudad de Estelí, no se presentó una acusación por homicidio imprudente, pues el Ministerio Público, representado por la fiscal Karen Rodríguez, señaló que la recién nacida falleció por causas naturales.

La institución explicó que la bebé, que estaba siendo trasladada de emergencia del hospital Juan Antonio Brenes de Somoto hacia el hospital San Juan de Dios de Estelí debido a que presentaba una desnutrición severa, perdió la vida por falta de oxígeno al desentubarse. 

En ese sentido, en la acusación por lesiones imprudentes las víctimas son el anestesiólogo Félix Antonio Prado Juárez y la enfermera Martha Acuña Córdoba, quienes venían en la ambulancia.

Los hechos

La ambulancia conducida por Róger Antonio Balladares se volcó y se desplazó varios metros sobre el pavimento luego de frenar de forma repentina cuando se le atravesó el vehículo que era manejado por Miguel Talavera Aráuz.