•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La pena máxima de 30 años de prisión solicitó el Ministerio Público  este  lunes para  Omar Enrique Salinas Solís, a quien el juez Séptimo Distrito Penal de Juicio de la capital, Octavio Rothschuh Andino declaró culpable del delito de asesinato.

“No me queda ninguna duda de que usted (Omar Salinas)  es el culpable”, dijo el juez Rothschuh, mientras la familia materna del bebé, Matías Enrique Salinas Ríos, rompía en llanto.

El encargado de impartir justicia dijo que su fallo de culpabilidad está sobre la base de pruebas indiciarias, ante la falta de pruebas directas que incriminen a Omar Salinas, porque nadie presenció el crimen.

Dictámenes incriminatorios

Una de las  pruebas que hacen suponer al juez que el hombre mató al bebé es el dictamen médico legal de la forense Sara Mora Grillo, quien dijo que el recién nacido murió por asfixia mecánica (estrangulamiento).

El bebé que también reflejaba golpes en distintas parte del cuerpo como un hematoma en la cabeza, que le causó un trauma craneoencefálico, refiere el dictamen forense.

Otra prueba que el juez tomó en cuenta fue el informe de la psicóloga forense Melba Morales Pavón, quien dijo en juicio, que Salinas  escondió información  cuando al ser  evaluado se le preguntó de cómo  ocurrió la muerte del bebé.

El encargado de impartir justicia también dijo haber descartado como autora del crimen a la mamá del niño, Cristian Massiel Ríos, a como lo sugirió la defensa de Salinas en el juicio,   “porque ella por el estado de salud en que estaba no pudo haber hecho semejante barbarie”, afirmó el juez.

Además: Parricida sale de la cárcel para dar a luz a su segundo hijo

La muerte del bebé ocurrió entre la medianoche del 12 de diciembre del 2015 y la madrugada del 13 del mismo mes.

En ese lapso de tiempo la mamá estaba bajo los efectos de medicamento, pues acudió al médico por problemas de presión alta relacionados por  una discusión que sostuvo con Omar Salinas.