•   Estelí, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

En un trabajo conjunto, policías de Estelí y de León lograron capturar a un hombre y a una mujer sospechosos de participar en un asalto a un taxista, utilizando pistolas y armas blancas.

Los dos detenidos, junto a otros dos hombres que están prófugos, robaron la noche del domingo a un taxista en Estelí y posteriormente lo dejaron amarrado en un lugar ubicado a tres kilómetros al norte de esta ciudad.

Juan Evenor Chavarría Rodríguez, de 36 años, es el taxista asaltado, quien dijo ante las autoridades policiales que los desconocidos lo despojaron de C$ 1,800, dos teléfonos móviles y otros objetos de valor.

A eso de las 7:10 de la noche del domingo, según Chavarría Rodríguez, le hicieron parada en una esquina ubicada de las oficinas de la Administración de Rentas de Estelí 25 metros al oeste, y uno de ellos le dijo que los llevara a un club nocturno ubicado a unos cuatro kilómetros al sur de la ciudad de Estelí.

Cuando llegaron al sitio acordado, en la zona periférica sur de la ciudad y sobre la carretera panamericana, tres sujetos que viajaban en la parte de atrás y otro al lado del cadete de taxi, lo intimidaron y obligaron a estacionarse a la orilla de la vía, hasta exigirle que cambiara de dirección.

En el camino lo despojaron de todos los objetos de valor y del automotor, dejándolo amarrado de pies y manos con una cuerda de nylon en un sector conocido como Los Chilamates, tres kilómetros al norte de esta ciudad.

Al quedar solo en el sitio, el taxista fue rescatado por un poblador que pasaba por la zona.

El primer detenido por este crimen e Eddy Alberto Varela, de 39 años, y luego Socorro Urbina Hernández, de 28 años, ambos originarios de Managua y quienes iban a bordo del taxi que previamente había sido robado. 

De forma extraoficial se conoció que ambas personas supuestamente pertenecen a una banda criminal en la cual participa un extranjero, de quien no se precisó nombre ni nacionalidad.