•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • ACAN-EFE

Una juez de Nicaragua ordenó hoy procesar a cuatro hombres sospechosos de participar en el asesinato de una mujer de 34 años y de su hijo de 7, cuyos cuerpos descuartizados fueron hallados el sábado pasado.

La titular del Juzgado de Distrito Penal de Audiencia de Nueva Segovia, Marbelly Blandón, aceptó la acusación de la Fiscalía, por los delitos de asesinato en contra de los cuatro sospechosos y de agresión sexual contra dos de ellos, y estableció que el juicio inicie el 9 de junio próximo.

La Fiscalía acusó por asesinato a Nedic Yadiel Cruz López, de 39 años; Pedro Joaquín González Cruz, de 40 años; Santos Meza Duarte, de 36, y José Santos Peralta Rivera, de 39, todos nicaragüenses.

Adicionalmente acusó por violación agravada a Cruz López, quien habría abusado del niño, y a González Cruz, por forzar a la mamá del menor. La mujer, identificada como Catalina Janeth García Navarrete, de 34 años, aparentemente murió al ser decapitada por González Cruz, y su hijo fue asfixiado por Cruz López, según la acusación.

La juez estableció la medida cautelar de prisión preventiva en contra de los acusados, a excepción de Peralta Rivera, quien fue declarado prófugo, pese a que un día antes la Policía Nacional había anunciado su captura.

El suceso ocurrió a 12 kilómetros de la zona urbana del municipio de Quilalí, unos 350 kilómetros al norte de Managua, en el departamento (provincia) de Nueva Segovia, y conmocionó a la población de Nicaragua, considerado uno de los países más seguros de América Latina.