•   Jinotega, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Los desperfectos mecánicos en los vehículos es otro elemento que sigue dejando dolor y lutos en los hogares jinoteganos. Esta vez fue un menor de nueve años quien perdió la vida en un accidente de tránsito cuando iba con una amiga de su mamá, quien también resultó con lesiones.

La Policía de Jinotega dio a conocer por medio de la comisionada Rosa María Herrera, jefe de la oficina de relaciones públicas departamental, que el accidente se registró a las cinco y cuarenta minutos de la tarde del martes, cuando la camioneta placa JI 1814 y conducida por José Antonio Alaniz Alvarado subía la cuesta el Golfo, en la comunidad de Arenales, municipio del Cuá, departamento de Jinotega.

Se asegura que a media subida el automotor perdió fuerza, por lo que empezó a descender en retroceso, obligando al conductor a buscar un lugar para detenerse, pero cayó en un barranco con la carga y los pasajeros que llevaba a la comunidad los Tinocos.

Como consecuencia del vuelco, resultó muerto el niño Luis Amado Montenegro, de 9 años, hijo de Reyna Isabel Montenegro, quien dijo a la policía que el niño salió en compañía de su vecina Carmen Díaz, pero nunca se imaginó que el menor perdería la vida en un accidente de tránsito.

La Policía señaló que también resultaron gravemente heridos la señora Carmen Díaz, de 40 años, y Paul Flores, de 57 años, quienes presentaban golpes en la cabeza y brazos.

Las víctimas primero fueron trasladadas de emergencia al hospital del Cuá, pero por su estado delicado han sido internados en el hospital Victoria Motta de Jinotega, donde se recuperan.

El conductor de la camioneta que trasladaba 23 quintales de abono, 5 de azúcar y 8 pasajeros, resultó con lesiones leves y ha quedado detenido para determinar su culpabilidad o inocencia en este accidente.

En Nicaragua los accidentes de tránsito provocan más muertes que los homicidios y los jóvenes son las principales víctimas, según informes oficiales.