• |
  • |
  • END

En una montaña de basura quedaron convertidos los pocos enseres domésticos y la ropa de Ada Luz Hernández Calero, de 46 años, cuya casa tomó fuego la noche del jueves en el barrio Las Torres.

La mujer, madre soltera de cinco hijos, de los cuales cuatro están a su cargo, entre ellos un niño que padece de Síndrome de Down, quedó en la ruina total, porque el fuego la dejó a ella y a sus hijos sólo con la ropa que andaban puesta.

El siniestro, que comenzó a eso de las once de la noche, fue causado por un espiral repelente de mosquitos, que hizo contacto con la cama donde dormía la mujer con el más pequeño de sus hijos.

Ada Luz Hernández narró que logró salir de su casa junto con sus hijos, distante a sólo unos 200 metros de la costa del lago Xolotlán, en medio del humo y con la ayuda de sus amigos.

Denis Hernández, primo de Ada Luz, relató que el incendio fue sofocado por ellos, después que acarrearan agua en baldes y panas plásticas.

Ada Luz Hernández Calero por este medio solicita a quienes le puedan ayudar con ropa y materiales de construcción, le lleven sus donativos a la siguiente dirección: de donde fue la Pepsi seis cuadras al norte y media cuadra al oeste.