•   Chinandega, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

La comunidad de Oro Verde, a 60 kilometros de Chinandega, amaneció convulsionada el viernes al conocer de la muerte de Gregorio Membreño González (24 años).

El fallecido protagonizó el día anterior una grave ofensa contra su madre, Maribel del Carmen Membreño, quien denunció el caso ante la Policia De El Viejo.

Resulta que en la finca rural El Triángulo, Membreño González llegó en estado de ebriedad y exigiendo comida.

En ese momento, el joven no aceptó la respuesta. "No hay comida ahorita", le respondió su madre.

La denunciante declaró que su hijo agarró un machete para lesionarla, pero en ese momento salió en defensa de ella Moisés Noel Rosas Gonzalez (14), propinándole un garrotazo en el parietal izquierdo.

Gregorio Membreño González siguió al adolescente y 30 metros después de la persecución, cayó. Al levantarse e irse a la cama, este joven vivió sus últimos minutos.

El parte policial indica que murió como consecuencia de un trauma craneoencefálico severo.

Los antecedentes de Gregorio Membreño González lo perfilan como victimario de su madre, pues a la edad de 17 años le quebró la nariz y a los 20 incendió su vivienda, todo eso bajo los efectos del licor.

Similar en mayo

El primero de mayo de este año una tragedia similar se protagonizó en la comarca Cosmapa de Chinandega, entre los hermanos Ervin José y Elmer Francisco, todos de apellido Moreno.

Elmer asestó tremenda puñalada en la tetilla izquierda a su hermano, Ervin, quienes sostuvieron una acalorada discusión familiar.

Ervin a Moreno murió en el Hospital España por una hemorragia torácica por arma blanca.