•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

El reo Pedro Jiménez Cantarero, sentenciado a 25 años de cárcel por el asesinato de su pareja, Silvia Aguirre Palacios, a quien decapitó y mutiló hace 13 años, ha solicitado hoy su libertad, lo que ha generado protesta de la familia de la mujer fallecida.

Roxana Aguirre Palacios, hermana de la fallecida, explicó que Jiménez Cantarero fue sentenciado a 30 años por el asesinato atroz de Silvia, de quien nunca dijo dónde quedó su cabeza y su pierna izquierda.

Los familiares denuncian que el reo ha tenido varios beneficios en prisión debido a su buen comportamiento.

Jiménez Cantarero cortó la cabeza a la víctima con una motosierra, pero ahora ha presentado un incidente de extinción de la acción penal por cumplimiento de sentencia.

Mujeres y familiares de Silvia de los Ángeles Aguirre Palacios protestan en las afueras de los Juzgados de Managua, para que la sentencia contra Pedro Jiménez Cantarero se mantenga firme.

"Supuestamente se convirtió al evangelio y hasta se conecta a Facebook desde la cárcel porque a mi otra hermana le mandó solicitud de amistad. Nos ha estado acosando. Un hombre que comete un crimen como este y no dice dónde están los restos no es un hombre que esté apto para reintegrarse a la sociedad. Por eso pedimos sentencia firme", dijo Roxana Aguirre Palacios.

En el incidente radicado en el Juzgado Primero Distrito de Ejecución de Sentencia y Vigilancia Penitenciaria, la defensa de Pedro Jiménez ha pedido que se le tome en cuenta al condenado el tiempo laborado en el penal.

De acuerdo con la defensa del acusado, sumando los días de efectiva prisión más los días laborados, a la fecha Pedro Jiménez totaliza 25 años y un mes en prisión.

Al incidente de extinción de la acción penal por cumplimiento de condena se ha opuesto la Fiscalía y Sonia Aguirre, hermana de la víctima.

Un expediente de evaluación de conducta del cinco de junio de este año, firmado por el director general Sistema Penitenciario Nacional (SPN), Julio Guillermo Orozco, indica que el reo Pedro Jiménez Cantarero "no ha incurrido en actos de indisciplina y participa en las actividades religiosas en calidad de oyente".

La fiscal auxiliar, Catalina Hernández, citando el informe evaluativo del Sistema Penitenciario Nacional, dijo que el condenado sigue siendo un peligro para la sociedad.

El expediente indica en las conclusiones que "tomando en cuenta el tipo de delito por el que Pedro Jiménez Cantarero guarda prisión, somos del criterio que no se encuentra apto para reintegrarse a la sociedad".

La jueza Roxana Zapata anunció que en los próximos cinco días dará a conocer resolución.