Lizbeth García
  •  |
  •  |
  • END

Abogado víctima de una mujer
De nada le sirvió el amago de llanto a Marlene Isabel Alvarado Mena, porque la jueza Octavo Penal de Audiencias, Karla García, le decretó la prisión preventiva por la supuesta autoría de robo agravado en perjuicio del abogado Oscar Ruiz, a quien le salió caro haber invitado a tomar cervezas a la dama, quien supuestamente el 29 de enero de 2008 le robó, a punto de cuchillo, un cordón de oro martillado valorado en 12 mil 156 córdobas. Después del atraco, ocurrido en Villa Don Bosco, la sospechosa se fue a vivir a Costa Rica, pero regresó y cometió el error de atacar a pedradas a periodistas de televisión que daban cobertura al allanamiento de la casa de uno de sus hermanos, momento en que fue filmada. En ese instante Ruiz la reconoció y dio aviso a las autoridades para su captura. La imputada, quien será llevada nuevamente al juzgado el 22 de abril para la audiencia inicial de su juicio, alegó que ciertamente tomó licor con Ruiz y el acompañante de éste, el también abogado Israel Zelaya, pero negó haber tomado el cordón martillado. Además, señaló que quien ahora la señala estaba tomado el día de los hechos, pero el abogado Ruiz señaló que no estaba ebrio y recuerda perfectamente el momento en que Alvarado se sacó un cuchillo del pantalón y se lo colocó en el pecho para despojarlo del cordón, y cuando él y Zelaya quisieron perseguirla fueron amenazados con una pistola que portaba el supuesto tío de la imputada.

Atraco en sala de videojuegos

Pese a que la víctima recuperó los dos televisores y los dos juegos de video que le habían robado siete hombres armados de cuchillos, la jueza Octavo Penal de Audiencias, Karla García, le reconfirmó la prisión a Freddy José Ruiz y lo remitió a juicio por la presunta coautoría de robo agravado en perjuicio de Gladys Mora Rivas y los dos empleados, quienes el pasado 21 de marzo atendían la sala de juegos que la perjudicada tiene en el barrio “Jorge Dimitrov”. El abogado Héctor Cárdenas señaló que la judicial debió haberle sustituido a su cliente la prisión por el arresto domiciliar, porque las circunstancias del hecho han variado por cuanto Antonio Guillén, conocido como “Toño Loco”, padre del acusado, Bryan Antonio Guillén, le llegó a entregar a la víctima los bienes robados, a excepción de un DVD que sigue “perdido”. Para el abogado la magnitud del daño causado ya no es la misma porque hubo un resarcimiento del mismo, pero la jueza opina lo contrario porque hubo intimidación y utilización de armas blancas; además víctimas y victimarios son vecinos y el imputado no ofreció un domicilio distinto para cumplir el arresto domiciliar que su abogado estaba solicitando. El juicio para Ruiz quedó programado para el 19 de mayo.

Juicio para asaltantes de turistas argentinos

Pese a que el abogado Oscar Ruiz enfatizó que a sus defendidos no se les ocuparon armas ni los objetos robados a los turistas argentinos Natalia Verónica Melo y su novio, Gabriel Malowcki Zolkwer, la jueza Octavo Penal de Audiencias, Karla García, decidió reconfirmarles la prisión preventiva y programarles juicio para el 20 de mayo, por la presunta coautoría de robo agravado. Durante la audiencia inicial para Everth Samir Aráuz, de 26 años; Francisco Humberto Urbina, de 37; Léster Javier Castro, de 22; Nelson Luke Dávila, de 24, y Sandra Esperanza Orozco Urbina, de 27, sus madres dieron la cara por todos ellos ofreciéndose como custodias personales y propusieron sus hogares para que los señalados cumpliesen el arresto domiciliar ahí, pero eso no le dio suficientes garantías a la jueza, quien decidió mantenerlos presos. El atraco a los turistas argentinos ocurrió días atrás, cuando se hicieron amigos de dos de los acusados, luego abordaron un taxi con ellos y ahí los asaltaron.

Asaltante la deja sin ropa interior

Así como existen taxis de parada, porque esperan a sus clientes estacionados en un lugar determinado, también existen los “asaltantes de parada”, porque esperan a los que esperan transporte y los asaltan. Pero no todos los supuestos delincuentes tienen la suerte que tuvo ayer Douglas Antonio Pavón, de 24 años, alias “El Bolsón”, porque pese a que su víctima lo reconoció como uno de los tres sujetos que le robaron un portabustos, un calzón y otras prendas de vestir, consiguió por medio de su abogada, Linda Ramírez, que el juez Décimo Penal de Audiencias, Carlos Solís, le concediera la oportunidad de enfrentar el proceso libre, pero con arresto domiciliar. El atraco ocurrió el diez de abril, a las 6:30 de la tarde, casi frente a la Alcaldía de Ciudad Sandino, cuando Raquel de los Ángeles Fuerte y su marido, Wilson Lezama, esperaban la motoneta que el hermano de este conducía para dirigirse al hogar. En ese momento apareció el acusado, junto a Giovanni Joel Carazo, de 27 años, alias “El Bompy”, y a un tercer hombre apodado “El Gato”, y despojó a Lezama del bolso donde la dama llevaba sus ropas. Lezama quiso recuperar su bolso, pero Pavón lo amenazó con un tubo que andaba, en tanto que “El Gato” no sacó las uñas, sino un cuchillo y amenazó a la víctima diciendo que si intentaba seguirlos, lo iba a “puyar”.

La Fiscal Matilde Villanueva tasó el total del robo con intimidación en 1,150 córdobas porque las piezas de ropa aparentemente se las llevaron los dos que huyeron en tanto que la audiencia inicial para “El Bolsón” será el 23 de abril.