•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

El hondureño Martin de Jesús Peña González, un conductor de vehículos pesados y acusado por el Ministerio Público del delito de lavado de dinero, bienes y activos en perjuicio del Estado de Nicaragua, ha sido enviado a juicio por el Juez Sexto de Audiencia, Henry Morales.

Según la acusación de la Fiscalía, el hondureño, de 46 años, transportaba la cantidad de US$72,740 adheridos a su cuerpo y ocultos en compartimentos secretos del vehículo que conducía.

El dinero es proveniente del tráfico de drogas, según la Fiscalía.

El 9 de diciembre del año pasado el acusado ingresó a Nicaragua a través de la frontera norte a bordo de una camioneta color gris y tenía como destino Costa Rica.La Policía ha efectuado importantes incautaciones de dólares en los últimos meses. Archivo/end“El 10 de diciembre durante su trayecto por el territorio nicaragüense, el acusado llegó al control fronterizo de Peñas Blancas, en la frontera sur, donde fue abordado por un oficial de la Dirección de Seguridad Fronteriza de la Policía Nacional, con el que se mostró nervioso y evasivo”, detalló la fiscal, Jean Dylan Rivas Falcón, en representación del Ministerio Público.

El hondureño fue trasladado a la delegación policial de Peñas Blancas, donde al momento de la requisa “se le encontró una fuerte cantidad de dinero en las bolsas del pantalón y en pámperes (pañales) adheridos a su cuerpo”, agrega la acusación.

Además de la cantidad de dinero en dólares y la camioneta, también se le ocuparon 1,572 lempiras (moneda hondureña) y 200 córdobas.

Entonces fue trasladado y custodiado hasta la Dirección de Auxilio Judicial, en Managua.

En total, Peña González llevaba US$10,600 adheridos a su cuerpo en pañales desechables, US$39,940 en el gato hidráulico de la camioneta con placas hondureñas y US$22,000 en el tanque de combustible.Varias de las incautaciones de dólares se dan en las fronteras de Nicaragua. Archivo/endEl juez Morales, tras escuchar al Ministerio Público, mantuvo la prisión preventiva al hondureño Martin de Jesús Peña González y programó juicio para el 7 de marzo.

Peña González llevaba US$10,600 adheridos a su cuerpo en pañales desechables, US$39,940 en el gato hidráulico de la camioneta y US$22,200 en el tanque de combustible.