•  |
  •  |
  • END

Vendía piedras de “crack” en el Oriental
La hipótesis de que en el Mercado Oriental venden de todo, incluyendo drogas, ayer fue corroborada por la Fiscalía, al presentar las pruebas que tienen contra Nora Verónica Sánchez, quien fue capturada el 19 de diciembre por la tarde, del antiguo Cine México, dos cuadras al norte y media al oeste, donde según tres policías que estaban patrullando estaba vendiendo las 375 piedras de cocaína base crack que llevaba en su delantal dentro de una bolsa plástica. Según el acta de incautación que presentó la fiscal Lucía Sandoval, la droga pesó 7.4 gramos, pero, además, la Policía le incautó a la acusada dólares, córdobas y un teléfono celular. La defensa de la acusada cuestionó las pruebas y el acta de incautación e identificación técnica de la droga, porque la misma no fue realizada en el lugar donde capturaron a la mujer, lo que la Policía no hizo porque supuestamente en la calle no habían condiciones. Pese a la oposición del abogado defensor, la causa fue elevada a juicio oral y público, y la acusada permanecerá en prisión preventiva.


Prisión para el hombre tatuado
El juez Décimo Penal de Audiencias, Norge Rivera, admitió la acusación que la Fiscalía presentó en contra de Carlos Martínez Paredes, quien tiene varios tatuajes en el cuerpo, por la presunta autoría del robo de seis sillas de plástico propiedad de la Fundación Niños Trabajadores de la Calle, ubicada cerca de Kola Shaler. Supuestamente, el sospechoso intimidó con arma al vigilante del local y se llevó las sillas. Durante la audiencia, el acusado no tuvo abogado defensor, pero para la audiencia inicial, programada para el dos de enero, tendrá un defensor público. Martínez quedó en prisión porque el delito que cometió es grave.


“Águila Negra” arresta a raterito
Para este viernes fue reprogramada en el Juzgado Décimo Penal de Audiencias la audiencia inicial para José Alberto Montenegro González, quien supuestamente, haciéndose pasar por vendedor de agua helada, hurtó la canasta donde doña Bertha Lucila López, de 62 años, había dejado su cartera mientras iba a buscar ayuda, porque el camioncito en el que viajaba junto a su marido colisionó con un taxi, hecho acaecido el 17 de diciembre en el Mercado Oriental, frente a Jabonería América. Según la acusación, a doña Bertha Lucila le hurtaron córdobas, dólares, prendas de oro, tarjetas de crédito, su licencia de conducir, el pasaporte y documentos varios. El sospechoso fue capturado en el “Callejón de la Muerte”, por Juan Carlos Calderón, miembro de la brigada de vigilancia juvenil “Águilas Negras”, quien explicó a la Fiscalía que cuando requisó al sospechoso, además de encontrarle un cuchillo, este portaba córdobas y dólares robados.