•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

El comediante Javier Hernández, conocido en redes sociales como "Lady Vulgaraza", acudió este viernes a la subdelegación de la Policía Nacional en el barrio San Judas, de Managua, donde fue citado por las autoridades.

Hernández, acompañado de amigos y familiares, llegó puntual a la cita, donde un investigador policial lo entrevistó por el caso de un robo de un celular, registrado en días pasados, en un sector de la comunidad Pochocuape, al sur de Managua.

Hernández ha tomado notoriedad en redes sociales por su estilo “jocoso” e irreverente, además, es un crítico del Gobierno de Nicaragua.

Inicialmente dijo pensó que la citatoria policial podría deberse a que ha expresado públicamente su descontento por las violaciones de los derechos humanos de los nicaragüenses en el contexto de las protestas antigubernamentales.

“Lady Vulgaraza” también ha denunciado restricciones a la libertad de prensa y  detención de manifestantes antigubernamentales.

Al salir de la estación policial, Hernández  explicó que una persona lo vincula con el robo, pero que él  no tiene responsabilidad en el hecho, precisó que durante la entrevista se enteró de los otros dos sujetos investigados.

Javier Hernández, mejor conocido como Lady la Vulgaraza observa lo que una policía escribe antes de pasarlo a entrevista por citatoria policial. Bismarck Picado /END

“Lady Vulgaraza” aclaró que sí conoce a algunos investigados porque viven en su mismo sector, pero que esa situación no demostraba su participación en ningún hecho delictivo.

“Ellos son investigadores deben hacer su trabajo, no solo yo vivo en Pochocuape. No sé por qué salgo embarrada en ese robo. No sé quién es el ladrón ni me interesa (…)  Yo seguiré denunciando y exigiendo justicia, y que se liberen a los presos políticos”, afirmó Hernández.

Javier Hernández, mejor conocido como Lady la Vulgaraza. Bismarck Picado /END

La Policía Nacional ordenó a los medios de comunicación que estaban en el sitio para dar cobertura al caso, que se alejaran de la zona.

Un jefe policial, con el rango de comisionado mayor dijo que no entendía por qué tanto “alboroto con la cita” extendida a Hernández.