Secciones
Multimedia

Recuperan camioneta robada en que se movilizaba monseñor Mata, obispo de Estelí

Foto por: Máximo Rugama

El vehículo en que se movilizaba monseñor Mata, fue encontrado tres horas después abandonado en el barrio Juno Rodríguez, cerca de un taller de reparación de autos, y además se le llevaron el radio y la batería.

La camioneta blanca, doble cabina, fue recuperada por la Policía tres horas después en un barrio de Estelí, sin el radio y sin la batería.

Sujetos desconocidos robaron este domingo una camioneta en la que se movilizaba el obispo de la Diócesis de Estelí, Juan Abelardo Mata, cuando éste se encontraba oficiando misa en la catedral de esta ciudad.

El vehículo fue encontrado esta mañana por agentes policiales tres horas después del robo, abandonado en una calle de un barrio de esta ciudad y sin la batería.

La camioneta Nissan placas ES-24348, pertenece a la Universidad Católica del Trópico Seco (Ucatse), de la cual Mata es rector honorífico, y estaba siendo utilizada este domingo el obispo.

El diácono Bismarck Zelaya, informó que el obispo dejó el vehículo a las 6:00 a.m. en las afueras de la catedral de Estelí para oficiar misa y cuando salió una hora después, a eso de las 7:00 a.m., la camioneta ya no estaba, por lo que dieron parte a la policía.

El vehículo fue encontrado tres horas después abandonado en el barrio Juno Rodríguez, cerca de un taller de reparación de autos, y además se le llevaron el radio y la batería.

El diácono Bismarck Zelaya afirmó que no cree que el hecho tenga ver con asuntos políticos y que espera que se trate de un caso de delincuencia común.

Roberto Petray, de la Comisión de Justicia y Paz de la Diócesis de Estelí y asesor del obispo Mata, afirmó que teme que el robo se trate de una represalia en contra el religioso, quien ha sido crítico contra el Gobierno de Nicaragua.

Monseñor Juan Abelardo Mata estuvo participando como mediador en el diálogo nacional que inició en mayo de 2018, como parte del equipo de la Conferencia Episcopal de Nicaragua y durante la crisis, sufrió amenazas y agresiones.

Un grupo de simpatizantes del Gobierno atacó en julio del año pasado el vehículo en que se transportaba monseñor Mata, cuando este circulaba por la entrada al municipio de Nindirí, en Masaya.

En esa ocasión, monseñor Mata fue interceptado por un grupo de personas que dañaron el vehículo en que viajaba y le gritaron: “asesino”, “golpista” y “criminal”. El religioso se tuvo que refugiar en una vivienda cercana para evitar que lo golpearan.