•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Tres personas han muerto de forma violenta en menos de 24 horas en la zona del Triángulo Minero, en el Caribe Norte de Nicaragua. 

Los casos se han registrado en los municipios en Bonanza y Siuna.

Wilmer López, de 39 años es una de las víctimas, su cuerpo fue encontrado la mañana de este domingo por comunitarios del sector de Azadín a unos tres kilómetros del perímetro  urbano de este municipio caribeño.

A Wilmer López le pegaron al menos cinco impactos de bala y le sacaron los ojos, según su familia.

Pese a la ola de violencia, la jefatura policial del Triángulo Minero no se ha pronunciado al respecto. Archivo/END  

En la comunidad Waspukito, de este mismo municipio, fue asesinado  Freddy Antonio Hernández Morales, de 28 años.

De acuerdo con comunitarios, hombres armados llegaron ayer hasta su vivienda, lo sacaron a la fuerza para luego asesinarlo y dejar abandonado su cuerpo el cual presentaba señales de torturas a la orilla de un río.  

Un equipo de la Policía y tropas de la Octava Región Militar del Batallón Ecológico se han movilizado a esta comunidad que está ubicada en las montañas de Bosawás, para investigar el hecho.  

En el municipio de Bonanza la madrugada de este lunes, fue ultimado de un disparo con arma de fuego, Joaquín Fredrick Lagos, de 19 años.

Según información preliminar el joven se encontraba comprando comida en el mercado de esta ciudad, cuando un motorizado de identidad desconocida le disparó. 

El infortunado joven fue trasladado de inmediato al hospital Esteban Jean Serrano de este municipio caribeño, sin embargo falleció en el trayecto. 

En este municipio también resultó herido por arma blanca Everth Quintero Herrera, de 34 años, luego que dos hombres intentaron despojarlo de celular.

La víctima se encuentra recuperándose en el hospital de la localidad. Imagen referencial. Archivo/END

Quintero Herrera andaba de visita donde sus hermanos, quienes viven en el sector de conocido como La Pista y cuando pretendía regresar a su casa, los hombres le propinaron una estocada en el cuello.

La víctima se encuentra recuperándose en el hospital de la localidad. 

Pese a la ola de violencia, la jefatura policial del Triángulo Minero no se ha pronunciado al respecto.