•  |
  •  |
  • END

SOMOTILLO, CHINANDEGA

Con lesiones graves en labios y maxilares resultó el adolescente Nervin Gutiérrez Espinales, de 15 años, originario de la comarca fronteriza Laredo, producto de la onda expansiva de un cohete que explotó a baja altura.

Su madre, Delma Espinales Escalante, relató que celebraban con pólvora favores recibidos del Creador, cuando a las dos de la tarde del domingo reciente su hijo recogió el proyectil artesanal, con tan mala suerte que le provocó lesiones graves. Nervin fue remitido al Hospital “Antonio Lenín Fonseca”, de Managua.

“Miré humareda, corrí y casi me muero del susto al verlo. En una camioneta trasladé a Nervin al Hospital España, de Chinandega. Sólo le pido a Dios que se recupere en la capital”, expresó entre sollozos la progenitora.

Un médico que atendió al paciente afirmó que el niño fue remitido a Managua, donde especialistas en cirugía plástica repararán los daños desde el punto de vista estético.