Redacción Central
  •  |
  •  |
  • END

La señora Yessenia Somoza, esposa de Pedro Joaquín Castilla Castro, 48 años, supuesto homicida de Róger Antonio Sarria Ruiz, de 22 años, negó que la Policía de León se haya parcializado en este caso a favor de ellos.

Somoza señaló que más bien la Policía ha sido poco beligerante, porque si el día en que se dieron los hechos hubieran llegado a tiempo, no habría habido tragedia.

La dama comentó que hace un mes, ella y su esposo intervinieron en defensa de la madre de Sarria Ruiz, quien pedía auxilio porque estaba siendo maltratada por su propio hijo, y fue a partir de ese momento que Róger Antonio comenzó a amenazarlos, lo que los obligó a hacer varias denuncias ante la Policía Nacional.

Agregó que su esposo actuó en defensa propia al verse atacado con un cuchillo, momento en el que lanzó un disparo de forma preventiva, el que desafortunadamente impactó en la humanidad de su agresor.

“El joven tenía un rosario de delitos y el día de su deceso tenía que presentarse a la unidad policial para responder por otros hechos”, apuntó Somoza.

Asimismo responsabiliza al papá de Róger Antonio, porque el día de los hechos le gritó a su hijo que “trajera el cuchillo” y éste salió de inmediato con el arma blanca en la mano para agredir a su esposo, por lo que lanzó un disparo preventivo, reiteró la dama.

También dijo que su familia está siendo amenazada por miembros de la familia Sarria, dado que el viernes 10 de julio llegó hasta su casa un grupo de antisociales que robaron varios objetos, ocasionando daños en el inmueble y su patrimonio familiar, delito que fue denunciado en la Policía, y precisamente fue por eso que las autoridades policiales resguardaron su vivienda para evitar mayores incidentes.