•  |
  •  |
  • END

El gremio de los taxistas se encuentra de luto. Uno de los trabajadores del volante perdió la vida a manos de tres delincuentes que le robaron el taxi y sus pertenencias, y se dieron a la fuga.

Alejandro César Noguera Collado, de 48 años, cadete del taxi Hyundai, blanco, placa M03746, recibió un balazo en el hombro derecho por parte de tres supuestos pasajeros, quienes, luego de robarle, lo tiraron en una calle del barrio Waspam Sur, exactamente de la gasolinera Shell cinco cuadras y media al sur.

“En la dirección antes señalada, testigos del hecho vieron circular un automóvil de sur a norte a alta velocidad, pero de pronto el vehículo bajó la velocidad, los que iban a bordo de él tiraron a una persona y siguieron la macha”, relató un agente del Distrito VI de Policía.

Intentaron seguirlos

Testigos del hecho relataron a la Policía que otro taxista que se encontraba recogiendo a un pasajero en ese lugar, vio cuando los maleantes tiraron el cuerpo de su colega, por lo que decidió seguirlos, pero éstos lograron escabullirse.

Hasta el cierre de esta edición, la Policía desconocía dónde los malhechores abordaron el taxi y cuál era el destino del vehículo robado. Don Alejandro Noguera, de 74 años, padre del fallecido, aseguró que su hijo salió de su casa de habitación, en el barrio Villa Libertad, a las 8 de la noche del pasado sábado, esperando regresar a las 6 de la mañana del siguiente día.

“No estamos muy claros de lo que pasó, pero sabemos que fue por robarle. Los ladrones se llevaron el taxi, 600 córdobas y su cartera con sus documentos personales. Él acostumbraba agarrar pasajeros por el night club “Aquí Polanco”, pero nunca le había pasado nada malo”, comentó el señor Noguera.

La Policía continúa realizando las investigaciones del caso, pero los autores del homicidio están prófugos. La víctima deja siete huérfanos, de los cuales dos son menores de edad.