• |
  • |
  • END

Treinta años de cárcel está solicitando la Fiscalía para Luis Enrique Castaño Guzmán, quien fue declarado culpable del asesinato en perjuicio de Lilliam Videa Acuña, quien era conocida como “La Negra”.

Para determinar la culpabilidad del criminal, el juez Octavio Rothschuh consideró el testimonio del hijo de Videa, un niño de diez años que presenció el crimen, porque estaba a la par de su madre esperando el recorrido de la escuela.

Videa Acuña murió al recibir tres impactos de bala calibre 38 en la cabeza y el tórax, la mañana del pasado 24 de julio, en el barrio El Recreo.

La fiscal Zeyla Buitrago explicó que pidió la pena máxima que establece la legislación nicaragüense para los asesinos, porque Castaño ejecutó el crimen con premeditación y alevosía, se aseguró de que la víctima estuviera indefensa y planificó el crimen cuidadosamente.

Por su parte, el abogado defensor solicitó la pena mínima para el reo, que oscila entre los 15 y 20 años de prisión.

Castaño mató a Videa porque ella declaró como testigo de cargo en el juicio que se le siguió a él por tenencia ilegal de estupefacientes, lo que le costó cinco años en la cárcel.