•  |
  •  |
  • END

Siete años para abusador
A siete años de prisión condenó el Juez Séptimo Penal de Juicio del Distrito de Managua, Octavio Rotshchuh, al reo José Efraín Ruiz, quien admitió haber abusado y lesionado psicológicamente a una niña de ocho años. Ruiz deberá cumplir cuatro años de prisión por el delito de abusos deshonestos, y tres por las lesiones psicológicas. José Efraín Ruiz es el reo que hace dos semanas le pidió a un custodio del Sistema Penitenciario Nacional, que le prestara su arma para suicidarse, después de que los testigos incriminasen.

Judicial reprende a reo
“Payaso, que cree que lo van a nombrar director del Sistema Penitenciario Nacional”, le dijo la jueza Sexto Penal Distrito de Juicio, Ingrid Lazo, al reo Álvaro Espinosa Obando, quien a medio juicio “despidió” al defensor público, Róger Lenín Santos, para retrasar el juicio que se le sigue por robo agravado. El acusado no quiso la asistencia legal de la Defensoría Pública, porque Santos le explicó que si admitía los hechos, obtendría el beneficio de la pena mínima de 4 años de prisión. La inesperada decisión del reo también causó perjuicio económico al Poder Judicial que tuvo que pagarles la dieta a los miembros de jurado, aunque el juicio no llegó a su fin.

El atraco ocurrió el 4 de octubre del año 2008, cuando Espinosa en compañía de otros dos sujetos, le colocó una pistola en la cabeza a Jonathan Peralta Montiel. La víctima estaba a bordo de su automóvil esperando la luz verde del semáforo en el puente de “El Riguero”.

Tecnicismo “bota” juicio
Sin ocultar su enojo con la Fiscalía, el apoderado judicial de la Embotelladora Nicaragüense, S.A, ENSA, José Reyes Palma, anunció que apelará la resolución que emitió la jueza Segundo Penal de Audiencia, Concepción Ugarte, quien ordenó archivar la acusación contra los siete hombres acusados por el robo de varios quintales de azúcar de las bodegas de esa empresa. La judicial archivó la causa porque había contradicción en cuanto a la cantidad de producto robado: la empresa dice que fueron 170 quintales valorados en 81 mil 229 córdobas, pero la Fiscalía señala en la acusación que fueron 150 quintales que cuestan más de 261 mil córdobas. La principal queja del abogado de ENSA, es que la Fiscalía no se presentó a la audiencia inicial del proceso, y obviamente, no pidió la corrección.