•   MASAYA  |
  •  |
  •  |
  • END

César Enrique Sánchez, de 22 años, se declaró culpable por el homicidio imprudente de la delegada del Magfor en Nindirí, Miriam Marina Rivera Ruiz, de 31 años.

Rivera perdió la vida el 27 de agosto de este año, en el kilómetro 36 y medio de la carretera Masaya-Catarina.

Al momento del brutal accidente, Rivera iba en una motocicleta al igual que Heiling Concepción Gaitán Álvarez, de 32 años, y Rosa Margarita Ruiz Zúñiga, de 33. Isaías Úbeda Olivas, de 26 años, iba como pasajero.

Todos venían en caravana, cuando de repente la rastra con placa CH 10879, conducida por César Enrique Sánchez, de 22 años, los alcanzó y embistió, provocando el deceso de Rivera y tres lesionados.

La Fiscalía pidió a la juez Amalia Úseda, la pena máxima de cuatro años de cárcel para Sánchez por el homicidio imprudente y nueve meses más por los tres lesionados.

Miriam Auxiliadora Ruiz, madre de la fallecida, anunció que mientras espera que la juez dicte la pena este nueve de noviembre, ella, su familia y amigos van a hacer platones pidiendo la pena máxima para el acusado que al momento del accidente andaba boleteado.