•   EL VIEJO, CHINANDEGA  |
  •  |
  •  |
  • END

Una anciana de 88 años, originaria de un barrio de la ciudad de El Viejo, fue salvajemente golpeada y violada por Álvaro Francisco Llanes Mayorga, de 23 años, ex trabajador de una empresa camaronera.

El aberrado confesó que tomó licor junto a varios sujetos y cuando iba rumbo a su casa, a la una de la madrugada del lunes último, se desvió del camino y se introdujo a la vivienda de la anciana, con quien sació sus instintos sexuales en la cama.

“No sé qué me paso, qué se me metió en la cabeza, nunca había hecho eso, es la primera vez, y estoy dispuesto a pagar con cárcel lo que cometí para no llevar eso dentro de mí. Tal vez así aprendo a no volver a cometer esa locura”, afirmó el individuo, quien añadió que le dio varias bofetadas a la anciana.

Manifestó que tenía confianza con la octogenaria, a quien ayudaba a cruzar la calle de su vivienda y la visitaba con frecuencia. Añadió que después de que cometió la violación y las lesiones, siguió tomando licor.

Golpiza
Por su parte, el subcomisionado Alí Espinoza Juárez, jefe de la Policía de El Viejo, informó que Llanes Mayorga habita a 50 metros de la vivienda de la anciana, a quien le propinó una golpiza en el cuerpo y le moradeó ojos.

Añadió que a las 8:30 de la mañana del lunes supieron del hecho, y a las 9:00 capturaron al sujeto, quien pretendía huir. Asimismo, dijo que remitieron a la víctima donde el médico forense, quien confirmó la violación. La longeva fue atendida en el Hospital España, donde se encuentra en observación.

Instó a familiares de personas de la tercera edad a no dejarlos solos para que no corran peligro ante el acecho de violadores.

La doctora Lorena Padilla dijo que la afectada fue atendida por un oftalmólogo, debido a la inflamación que presenta en los ojos.

Clama justicia
La octogenaria relató que tiene dos hijas, pero vive sola, lo que fue aprovechado por Llanes Mayorga, quien la empujo, la tiró en la cama donde la abusó y golpeó sin piedad.

Expresó que el degenerado llegaba a traer agua del pozo de su casa y estaba despierta a la una de la madrugada, cuando él llegó, y no en completo estado de ebriedad porque sabe lo que hizo.

Solicitó a las autoridades competentes enjuiciar a Álvaro Francisco Llanes Mayorga, para evitar que este tipo de casos se repitan.