•   POTOSÍ  |
  •  |
  •  |
  • END

Siete personas, entre ellas cinco niños, lograron sobrevivir a un brutal encontronazo que escenificó el taxi en el que se movilizaban, del balneario de San Jorge a Managua. El taxi placas M093-602 conducido por Henry Estrada Nicoya, de 42 años, sufrió desperfectos mecánicos, invadió el carril contrario y se estrelló contra el costado izquierdo del bus placa RI 036, que venía en dirección contraria, resultando uno de los menores con lesiones graves.

A la hora del accidente, el taxista era acompañado por su cónyuge, Elizabeth Gutiérrez González, que iba en el asiento del copiloto, mientras que en el asiento trasero viajaban una hija de ellos y cuatro sobrinos, todos menores de edad.

Producto del impacto, Luis Aguilar Nicoya, de siete años, resultó con fractura craneal y fue remitido del hospital de Rivas al “Lenín Fonseca”, en Managua, en tanto que Carmen Alicia Nicoya, de diez años, resultó con lesiones leves al igual que su tío, Henry Estrada.

El accidente ocurrió a las 2: 40 de la tarde del domingo, frente al kilómetro 100 de la Carretera Rivas -Nandaime.