•  |
  •  |
  • END

La desaparecida Yissa Rodríguez González podría estar viva, porque una amiga que trabajó con ella en un night club capitalino así se lo aseguró a la Policía y a una hermana de la extraviada.

“Lya” le dijo a la Policía que llegó a su casa a buscarla, que vio en días recientes a Yissa Rodríguez en compañía de una amiga en común llamada “Jacky”.

Estas dos mujeres supuestamente trabajaron juntas con la desaparecida Yissa Rodríguez, cuya familia aún continua sospechando que el cuerpo encontrado el jueves en estado cadavérico en Tipitapa, podría ser el de ella.

“Lya”, quien fue entrevistada por la Policía en una colonia en el barrio “Larreynaga”, dijo que Yissa Rodríguez frecuenta el centro nocturno conocido como “Tabú”, donde podrían hallarla.

“Ella --Yissa Rodríguez-- no está muerta, lo que sucede es que se convirtió en emo”, le aseguró Lya a Johana González, hermana de la joven desparecida.

Extraña coincidencia

La Policía entrevistó a “Lya”, porque según González, meses atrás ésta se encontró con “Jacky” frente a la colonia “Amparo” para pedirle información de Rodríguez, pero lo raro fue que la mujer llegó vestida con ropa de Yissa y hasta portaba su celular.

“Ahora cada vez que llamamos a la Jacky, ella apaga el celular”, manifestó Johana González, quien cuida de la hija de Yissa Rodríguez.

La tía de Yissa Rodríguez, quien señaló que su nombre es Leticia Montenegro, confirmó que en el Instituto de Medicina Legal le tomaron muestra de sangre a la mamá de su sobrina para comparar su ADN con el del cadáver encontrado hace dos días en Tipitapa, y en las próximas horas harán la misma prueba al papá de la desaparecida, quien está fuera del país.

“Nos dijeron que los resultados de los exámenes de ADN van a estar listos en 10 ó 15 días, es decir, que nos esperan dos semana más de angustia”, manifestó Montenegro.

Reportan otra desaparecida

La familia de Yissa Rodríguez sospecha que la joven de 17 años fue asesinada por una persona de su confianza para robarle, porque ella estaba recogiendo dinero para celebrarle el cumpleaños a su hija.

Al cierre de la presente edición se informó de manera extraoficial que en la delegación policial de Tipitapa se reportó la desaparición de una joven de 17 años, habitante de la comunidad “Ebenezer”, quien no regresa a su casa desde el pasado domingo, cuando salió a vender agua helada a Tipitapa.

Por su parte, la subcomisionada Guadalupe Obando, jefa de la Dirección de Auxilio Judicial de la Policía en Tipitapa, dijo que hasta ayer no tenían mayores avances en torno al hallazgo de los dos cadáveres encontrados el jueves.

“En el caso del cadáver del varón lo único que podemos decir es que podría tratarse de una persona de aproximadamente 33 años”, afirmó la jefa policial.