•   CHINANDEGA y MANAGUA  |
  •  |
  •  |
  • END

Con pocas horas de diferencia, agentes antinarcóticos capturaron en Chinandega y Managua a cuatro presuntos abastecedores de los narcoexpendios.

Los primeros en ser “pescados” por la Policía fueron tres hombres que cargaban marihuana cuando viajaban en un bus de transporte colectivo que cubre la ruta Chinandega- El Guasaule.

A Darwin Rigoberto Gutiérrez, Michael Alexander Romero Espinoza y Wilber Gabriel Cárcamo Rivera, originarios de Villa Nueva, la Policía les ocupó 12 paquetes equivalentes a 5 mil 332 gramos de marihuana.

La captura de los tres hombres se produjo cerca del Empalme del municipio de Villa Nueva, indicó el teniente Manuel Sequeira, portavoz de la policía chinandegana.

El vocero policial dijo que la marihuana iba oculta en dos bolsos, uno amarillo y otro camuflado. La droga sería comercializada en narcoexpendios ubicados en el casco urbano de Chinandega.

Sequeira manifestó que presuntamente la droga procedía de Honduras, por lo que investigan la vinculación de este grupo con otros relacionados con el abastecimiento de marihuana.

Otro en Managua

Agentes policiales del Distrito Cinco allanaron dos viviendas en el barrio “Adolfo Reyes”, donde lograron la captura de Juan José Orozco, de 25 años, considerado uno de los principales abastecedores de droga de los barrios que conforman el Distrito Cuatro de la capital.

El operativo se efectuó a eso de las seis de la mañana del jueves, cuando Orozco se encontraba de lo más cómodo en su casa de habitación sin imaginar que una vez más iba a ser visitado por agentes antinarcóticos de la Policía Nacional.

Al momento del allanamiento encontraron en poder del detenido dos motocicletas que presume la Policía eran utilizadas para la entrega a domicilio de la droga
Asimismo se le decomisaron varios electrodomésticos que se cree compró con dinero obtenido por el trasiego de drogas. Al requisar la casa se le decomisaron 93 gramos de marihuana, cuatro gramos de cocaína, además de 700 córdobas y 10 dólares que estaban escondidos en los muebles de la casa.