•   CORINTO, CHINANDEGA  |
  •  |
  •  |
  • END

Efectivos antidrogas del departamento de Chinandega capturaron la tarde del martes último a cinco individuos pertenecientes a un pequeño cartel que operaba en este municipio, desde hace varios meses.

En operativos simultáneos en La Isla del Amor y el barrio Nuevo, el grupo de agentes antinarcóticos incautó más de 100 gramos de marihuana, 70 piedras de crack, dinero en efectivo y una serie de objetos que eran canjeados por integrantes de la asociación de narcotraficantes.

Una fuente policial confirmó la detención de Álvaro de Jesús Robles, de 56 años; Ofilio Emérito Rosales, de 46; Ricardo Alberto García Briceño, de 26; Alvaro Esteban Fernández Urey, de 35, y Edgar Sebastián García Blandón, de 66 años.

Rosales supuestamente tenía un escritorio donde comercializaba a 20, 50 y 100 córdobas los kilos de marihuana y piedras de crack, según la fuente que señaló que este hombre almacenaba la droga en casa de Edgar Sebastián García Blandón, habitante del barrio Nuevo, del Puerto de Corinto.

De acuerdo con las investigaciones, Ofilio Emérito también entregaba droga a domicilio, y fue capturado cuando portaba una mochila con tilas de marihuana y dinero en el barrio El Espigón.

Nueve detenidos en total

Los otros tres detenidos aparentemente abastecían de droga a Rosales, quien era el jefe del cartel que cambiaba abanicos, peroles, cilindros de gas, camas, espejos y otros objetos robados por droga.

Los detenidos fueron remitidos a la orden de la Fiscalía, que los acusará por tenencia, comercialización de droga y compra de artículos robados.

Igualmente, la Policía arrestó este martes a Carlos Alberto Acevedo Palacios, de 36 años; Carlos Antonio García Martínez, de 24; Yefren Alejandro Poveda Mondragón, de 23, y César Orestes González Hernández, por cultivar marihuana en el patio de una vivienda del reparto El Naranjo.

Los detenidos alegaron que ellos llegaban a hacer ejercicio al lugar, pero la Policía señaló que éstos ya habían sacado la primera cosecha de marihuana, tenían 10 plantas de un metro de altura y un vivero para la reproducción de la hierba alucinógena.

Los capturados serán acusados por cultivo de droga, la cual era regada y estaba camuflada en un hueco, para no ser descubierta.