María Mercedes Urroz
  •  |
  •  |
  • END

Marta Patricia Lezama y su esposo, Gilberto Serrano Velásquez, abordaron un taxi para ir a su casa, pero fueron asaltados y baleados por uno de los dos delincuentes que se hicieron pasar por taxista y pasajero.

El matrimonio vende bisuterías en Altamira, pero salió de su casa para ir a dejar a su empleada, Tania García, a la parada de la Universidad Centroamericana. En el mismo taxi en el que iban regresarían a su vivienda, ubicada en Monseñor Lezcano.

Según la denuncia interpuesta por Lezama, tras dejar a García se les acercó un hombre que le solicitó al taxista un viaje a Monseñor Lezcano, incluso manifestó que lo podían dejar de último.

“Cuando llevábamos pocos metros recorridos, por el sector de Enel Central, el hombre que se subió como copiloto sacó un arma. Mi marido se opuso, pero (el delincuente) realizó cuatro disparos, le quitó el bolso negro con un mil dólares, tarjetas de crédito y la computadora portátil, y otro bolso con cosméticos”, relata en la denuncia Marta Lezama.

Lanzaron al herido a la calle

Asimismo, declaró que la perrita terri que llevaban consigo murió asfixiada, porque debido a las heridas que recibió Serrano Velásquez en diferentes partes del cuerpo, cayó inconciente sobre la mascota.

“Nos iban a dejar abandonados por el sector del Hospital Militar, pero había gente y no querían que se enteraran, por lo que el taxista dio vuelta a la Laguna de Tiscapa y nos fueron a tirar de La Rolter, siete cuadras al norte, y tres cuadras al oeste”, señala la denunciante.

Detectives de la Quinta Delegación de Policía tratan de conectar el hecho con otros robos ocurridos en los diferentes distritos de la capital con el mismo modus operandi.

Las autoridades recomendaron a la población fijarse que si el taxi que van a tomar tiene el emblema de la cooperativa, si el taxista anda su identificación y permiso de operación a la vista, y en la medida de las posibilidades, hay que pedirle al que va al volante que no recoja más pasajeros, aunque el viaje cueste un poco más.