•  |
  •  |
  • END

La Comisaría de la Mujer, Niñez y Adolescencia de la Policía de Ciudad Sandino ha puesto especial atención en dos casos en los que dos niñas, de apenas 3 y 13 años de edad, han sido abusadas sexualmente por sus familiares en distintas circunstancias.

Este viernes la madre de la niña de 3 años al inicio denunció en la Policía que el padrastro de su hija, Juan Francisco Cruz, alias “El Charria”, de 63 años, maltrataba sicológicamente a la infante, pero con el avance de las investigaciones, la víctima dio aviso del abuso sexual.

Niña rompió el silencio
Luego la madre de la menor recordó en la Policía que el pasado 3 de julio de este año, a las 8:30 minutos de la noche, cuando ella fue a buscar a su hija cerca de una iglesia, en un barrio del municipio de Ciudad Sandino, la encontró con su padrastro y en ese momento la niña le dijo que “El Charria” le había tocado sus partes íntimas.

Las oficiales de la Comisaría de la Mujer remitieron a la infante al Instituto de Medicina Legal para que fuera valorada por una sicóloga y se le practicara un examen para determinar si fue violada. Los resultados indican que la menor fue violada y se encuentra con un estado anímico de ansiedad y tristeza.

La Policía capturó a Juan Cruz, quien se encuentra tras la rejas del Distrito I, mientras el expediente policial ya fue remitido al Ministerio Público.

Señalan a hermano violador
En otro caso, el padre de una niña de 13 años denunció ante la Comisaría de la Mujer que su hijo, de 16 años, habría violado a la menor en su casa de habitación ubicada en Ciudad Sandino.

El papá de la víctima relató en la Policía que la noche del pasado 29 de julio, su esposa le dijo que la menor sentía dolores en el vientre y en la columna, producto de la violación de la cual fue objeto por parte de su propio hermano, hace aproximadamente 40 días, por lo que de inmediato la llevaron al Hospitalito de Ciudad Sandino.

Una doctora de dicho centro asistencial les comunicó a los padres de la menor que la niña ya no era virgen, por lo cual decidieron denunciar el caso. La víctima está siendo valorada por especialistas del Instituto de Medicina Legal.