•  |
  •  |
  • END

Una sangrienta emboscada a la salida del bar “Las Tres Hermanas”, en Sabana Grande, a la medianoche del sábado, le costó la vida a Léster Javier Rodríguez, de 25 años, quien aparentemente se ahogó en su sangre, luego de que varios sujetos con los que tenía rencillas lo masacraron a golpes.

“Ya le habíamos dicho a él que no fuera a ese lugar --Sábana Grande--, porque tuvo problemas, pero no nos hizo caso y terminó con esta tragedia”, relató entre sollozos Johana Rodríguez, hermana de la víctima.

Los acompañantes de Rodríguez le contaron a la familia que al regresar de Sábana Grande a Veracruz, donde habitaba el joven, les salieron al paso varios muchachos y se armó una trifulca.

“Mi hermano sacó un machete para defenderse, pero un hombre le tiró una piedra en el pecho. Cuando cayó, con el mismo machete le dieron en la cara y en el brazo, además, le dejaron caer una piedra en el rostro”, aseguró Johana Rodríguez.

Amigos y familiares trataron de auxiliar a la víctima y a los otros lesionados hasta que una patrulla lo trasladó al Hospital Alemán Nicaragüense, de donde lo remitieron al Hospital “Antonio Lenín Fonseca”. “Cuando a él lo llevaban de regreso del ‘Lenín Fonseca’ al Alemán, iba vomitando la sangre, no podía respirar por la fractura de la nariz, y murió a las 5:30 de la mañana de hoy --ayer domingo--“, relató Rodríguez.

Los otros lesionados son miembros de la familia Moraga. Uno de ellos resultó con una fractura en una pierna, ya que le dejaron caer un adoquín, agregó la informante.

Léster Rodríguez jugaba como defensa para el equipo de fútbol “Águila de Cristo”, con el que había ganado un campeonato. Su vela se realizó en el barrio “Santiago Pérez”, en Veracruz. Su sepelio será hoy por la tarde en el cementerio del lugar.