•   NUEVA GUINEA / RAAS  |
  •  |
  •  |
  • END

Chapeadores hasta ahora desconocidos, hicieron “su agosto” al introducirse en el vehículo del juez de audiencias, Santiago Matus, y llevársele todo.

Según el afectado, el sábado llegó como de costumbre a su casa, que se ubica en la zona tres del casco urbano de Nueva Guinea, estacionó su vehículo y se fue a descansar.

Los malandrines aprovecharon el profundo sueño del juez para “chapear” el vehículo y robársele el radio valorado en 7 mil córdobas.

Para “dejar constancia” de su visita, los ladrones dejaron las cuatro puertas del carro abiertas, y la ventana del lado derecho rota.

Lo extraño es que una perrita “salchicha” que tiene el judicial no ladró.

La Policía se presentó a la casa del administrador de justicia para realizar una inspección con la técnica canina, determinándose que los cacos escalaron una barda para introducirse a la vivienda y salir por el mismo lugar.

Hasta el momento se desconoce la identidad de los hechores, pero la Policía aseguró que tienen algunas pistas.

El juez Matus dijo estar convencido de que los sujetos que se dedican a robar utilizan algún sedante para dormir a la gente, porque no se explica “cómo rompieron el vidrio de la ventana sin que nadie los escuchara”.

(Colaboración)