•  |
  •  |
  • END

Homicidio frustrado
Tatiana Rothschuh /SAN CARLOS, RÍO SAN JUAN
En el Hotel Indio Lodge, del municipio de San Juan de Nicaragua, en el departamento de Río San Juan, el martes pasado a las 10 de la mañana el vigilante del lugar, Milton Joel Muñoz Pavón, en estado de ebriedad, tomó una escopeta y apuntó a otro trabajador de nombre Nelson Gabriel Salomón McRea, a quien le hizo un primer disparo, pero no le impactó, luego le volvió a disparar, pero igual no le dio. En ese momento intervino otro guarda y logró quitarle la escopeta a su compañero. Muñoz fue detenido por agentes policiales y fue remitido al Ministerio Público.

Lo esperaban para robarle
Leoncio Vanegas / MACUELIZO, NUEVA SEGOVIA
El señor Reynaldo de Jesús Rayos Morales se dirigía hacia la comarca Guasure, en compañía de otro ciudadano, conduciendo su camioneta Nissan, para comprar frijoles, pero al bajarse a abrir una de las puertas, de golpe le salieron al paso tres sujetos armados con pistolas y lo obligaron a entregar 20 mil córdobas, un anillo, un reloj bañado en oro y sus documentos personales. El subcomisionado Pablo Ardón, de la vocería policial, dijo que tras la denuncia, la Policía ha iniciado una investigación.

“Guerra” de saberes
Máximo Rugama / ESTELÍ
La doctora Alma Pino, jueza de Distrito Penal de Juicio, hizo una serie de reflexiones acerca de los alegatos que realizan los defensores privados o de oficio, quienes a la hora de un juicio se enfrascan en una “guerra de saberes” y no se enmarcan en las verdaderas circunstancias de sus representados.

Para la judicial, quien antes de ser nombrada juez era docente, las partes o actores sociales dentro de un juicio deben “humanizar” cada caso.

“No tenemos ni debemos estar pensando “yo soy el juez, el fiscal, el abogado defensor o acusador, sino tratar de aterrizar en las causas y hacer lo humanamente posible por resolver cada caso concreto”, sentenció.

Es necesario que los abogados litigantes, sobre todo del área penal, basen sus alegatos en las circunstancias en que ocurren los hechos por los cuales el Ministerio Público acusa a determinado ciudadano.

La doctora Alma Pino, juez de distrito penal de juicio en el departamento de Estelí, forma parte de un distinguido cuerpo de docentes que imparte un postgrado a varios profesionales del derecho.

Duele perder electrodomésticos
Leoncio Vanegas / JALAPA, NUEVA SEGOVIA
Nelson Omar Briones Salgado denunció en la Policía que en horas no precisas, en la comarca Champigny, sujetos desconocidos entraron a su vivienda y se le llevaron productos varios de su pulpería y una bicicleta Rally USA. El monto del robo asciende a 2,800 córdobas.

Algo similar sufrió Anastasia Rosario Rodríguez Zelaya, del barrio Nicarao, de Ocotal, a quien los malandrines vigilaron y cuando se fue a su trabajo, se le llevaron de su casa un televisor y un reproductor de DVD, equipos que valoró en 7 mil córdobas.

Siete detenidos por posesión de droga
Máximo Rugama / ESTELÍ
Porque cometieron diversos delitos relacionados con la narcoactividad, efectivos de la Policía mandaron a la cárcel a varios jóvenes estelianos, entre ellos Alberto Sevilla Videa y Deybin Francisco López Rodríguez, quienes fueron sorprendidos cuando circulaban por una calle cercana a la estación gasolinera Shell Estelí.

También la Policía detuvo a Marcos Antonio Irías Rayo, Jonathan Alexander Arróliga y Wesley Alberto Tinoco, a quienes les ocupó una fuerte cantidad de marihuana en sus bolsillos. “El trío” fue sorprendido en la calle por efectivos de una patrulla de la Policía que realizaba labores de prevención y enfrentamiento contra la delincuencia común y la narcoactividad. De igual forma otra fuerza policial mandó a “buen resguardo” a Wálmaro José Benavides Ochoa y a Ricardo José Gutiérrez, quienes portaban una fuerte cantidad de gramos de marihuana. La detención de estos elementos la ejecutaron los efectivos policiales en el barrio “Virginia Quintero”, territorio con altos índices de violencia social, narcoactividad y delincuencia común.