•   RIVAS  |
  •  |
  •  |
  • END

Un microbús blanco de la empresa de operadores turísticos “tours Nicarao” fue incautado ayer por la Policía de Rivas, porque traía 87 kilos de cocaína con 157 gramos en el techo, los que venían en 72 paquetes ocultos en dos caletas.

El microbús placa M 140-399 era conducido por Santiago Antonio Castellón Portillo, de 30 años, quien venía acompañado de José Antonio Wabi Hernández, de 23; Edgar Mayorga Bonilla, de 19; Luz Marina Vargas Quintero, de 22; Jacqueline Rocha, de 21, y Jessica del Carmen Pellas Hernández, de 25. Todos quedaron detenidos.

Según el segundo jefe de la Policía de Rivas, Comisionado Carlos Martínez, las tres parejas habían salido del puesto fronterizo de Peñas Blancas con dirección a Costa Rica el 18 de octubre, y ayer venían de regreso a Managua.

Burlaron a humanos, pero no a los perros

Aunque lograron burlar el puesto de Inspección de la Frontera Sur, no se escaparon de una unidad móvil de inspección que la Policía Nacional mantiene desde hace varios días en la Panamericana Sur, la que estaba en el kilómetro 121, frente al empalme de La Virgen.

Martínez explicó que detectaron el vehículo ahí, los policías le hicieron señal de alto para inspeccionarlo, momento en el que los ocupantes se pusieron nerviosos, lo que despertó las sospechas de los peritos, quienes llevaron a los perros que detectan drogas y estos la encontraron.

Tras detectarse la carga de droga en dos compartimentos instalados en el techo del microbús, éste fue trasladado a la unidad policial de Rivas, donde los desarmaron para extraer los paquetes de cocaína que venían forrados con una envoltura negra.