•  |
  •  |
  • END

La Policía del Distrito Tres reconstruirá este primero de noviembre el accidente en el que murió Grethel de los Ángeles Reyes Osorno, de 10 años, quien fue atropellada por Ana Judith Pomares, la tarde del 13 de octubre en los semáforos del barrio Memorial Sandino.

La Fiscalía ordenó la reconstrucción del accidente porque no hay suficientes pruebas, pero los familiares de la víctima consideran que esto es una táctica dilatoria para no presentar la acusación en los Juzgados.

“No es imprudencia peatonal como señala la Policía, es homicidio imprudente, porque venía conduciendo a alta velocidad y hablando por el celular, nos dijeron los testigos”, insistió Celia María Osorno.

Pese que inicialmente la familia doliente denunció el supuesto parentesco edilicio de la conductora involucrada en la tragedia, ayer Osorno reveló que la madre de la joven es una activista de la Red de Mujeres contra la Violencia, quien le pidió colocarse en sus zapatos.

“Ella defiende a su hija, y yo a la mía, que murió por cumplir con su tarea de religión, y nada ni nadie me la va a reponer”, dijo entre lágrimas Osorno.

Los familiares de la víctima se endeudaron con 10 mil córdobas para cubrir los gastos del sepelio de la pequeña, los que fueron pagados por la madre de la investigada, “pero dejamos claro y por escrito en el mismo recibo, que eso no exime de responsabilidad a nadie”, manifestó Osorno.