•   CHINANDEGA  |
  •  |
  •  |
  • END

El obrero de la construcción Mario Ramón Escorcia Ordóñez, de 18 años, habitante del barrio Guadalupe de Chinandega, murió al recibir una descarga eléctrica.

María Félix Ordóñez relató que su hijo estaba removiendo mezcla de cemento con agua en una construcción cerca de la escuela María Auxiliadora de esta ciudad, cuando fue golpeado por un alambre cortado que hizo contacto con la mezcla.

Ordóñez mostró la fotografía de su hijo, quien durante las mañanas laboraba como albañil y por la tarde estudiaba el último año de su bachillerato en el Instituto Nacional “Miguel Ángel Ortez”.

La tragedia ocurrió horas antes de que iniciara la fiesta de los bachilleres de ese Instituto, a la que no asistiría Escorcia, aunque aprobó su año lectivo con excelentes notas.

Esta desgracia ha enlutado las festividades de fin de año entre la comunidad educativa de Chinandega. Mario Ramón Escorcia era hijo de Mario Escocia, locutor de la desaparecida Radio Tic-Tac.

Mario Ramón Escorcia recibió cristiana sepultura a las tres de la tarde del viernes en medio de la consternación de familiares, amigos y compañeros de estudio.