Máximo Rugama
  •   ESTELÍ  |
  •  |
  •  |
  • END

Gracias a las estrictas medidas de seguridad aplicadas por las autoridades policiales, este año la Cruz Roja de Estelí no registró casos de personas quemadas por pólvora.

El licenciado Mario José Vega, Director Ejecutivo de la Cruz Roja en Estelí, dijo que una de las medidas saludables ha sido la prohibición de venta de juegos pirotécnicos en pulperías, porque no sólo la manipulación es peligrosa, sino también el almacenamiento y traslado.

A inicios de la temporada, hubo cierto abuso por parte de los dueños de pulperías, pero la Policía, la Alcaldía y la Dirección General de Bomberos, han amonestado a varios de ellos y les han decomisado el producto.

Ahora las autoridades han extremado las medidas de seguridad y orientaron a los padres de familia tener un mayor control sobre sus hijos.

Vega apuntó que hay productos como los busca pies, que son letales y alguien con problemas cardíacos puede morir por el susto.

Recordó que el año pasado al menos dos pacientes fueron llevados por los socorristas de la Cruz Roja hacia el Hospital Regional San Juan de Dios de Estelí, porque sufrieron quemaduras.

En el año 2008 hubo una niña que perdió el ojo izquierdo, porque lanzó un triquitraque dentro de carbón incandescente. Hubo una explosión y una chispa le afectó el órgano.

A diferencia de años anteriores, las autoridades de la Cruz Roja esteliana hasta ahora no registran casos de personas quemadas por el uso o manipulación indebida de la pólvora común que se usa para esta temporada.

Vega Benavides señaló que tal situación es beneficiosa para la población y también para las autoridades del Ministerio de Salud, porque no han invertido recursos para atender a ese tipo de pacientes.

El comisionado mayor Sergio Cáceres Olivas, jefe de la Policía en este departamento, señaló que ya diseñaron los planes específicos para brindar cobertura a las distintas actividades religiosas y recreativas.