•  |
  •  |
  • END

Instantánea fue la muerte de Yader Antonio Loáisiga Matamoros, de 35 años, quien chocó contra la parte izquierda trasera de un bus sin placas que cubre la ruta Managua-Tipitapa.

El accidente se registró a las 9:50 de la mañana del miércoles, en el kilómetro 13 y medio de la Carretera Panamericana Norte, cuando el conductor de la moto trató de aventajar, perdió el control y se estrelló, según agentes de Tránsito de la Sexta Delegación de Policía.

“Es lo que siempre pedimos, prudencia al conducir, el casco es para proteger la cabeza, no para llevarlo colgado en el manubrio o en el brazo, las investigaciones indican que el de la moto trató de aventajar y no pudo, porque en el carril izquierdo estaba otro vehículo y provocó el accidente”, relató un agente de tránsito.

El bus sin placas era conducido por Wilmer Rafael Núñez García, de 27 años, quien iba en el carril derecho de oeste a este, es decir de Managua hacia Tipitapa, en tanto que Loáisiga circulaba en el mismo sentido, pero en el derecho, a bordo de la moto modificada Pulsar negra, sin placas, que iba detrás del autobús.

En el mismo sitio del accidente estaba estacionado como a 20 metros de la escena del accidente, un microbús blanco, placas M 077-958, conducido por Julio César Ramírez Castillo, de 48 años, quien dijo que se detuvo para que no pensaran que estaba involucrado y que había huido.

“Pueden revisar el microbús para ver si tiene algún golpe y no lo van a encontrar”, acotó Ramírez.

El cuerpo del fallecido fue trasladado al Instituto de Medicina Legal. En lo que va del año éste es el segundo motociclista que muere en el Distrito Seis de Managua.

Homicidio imprudente

Por otro lado, la Policía de Tránsito de la Quinta Delegación registró la muerte del peatón Guadalupe Otilio Sánchez Torrente, de 88 años.

El accidente se dio a las 6:35 de la noche del martes, de la estatua del barrio René Schick, 30 metros al este.

Según las autoridades de Tránsito, el anciano cruzó la vía de sur a norte imprudentemente en el momento que Francisco José Alfaro, de 43 años, iba de este a oeste en la camioneta M 122-723.

A pesar de que el longevo fue trasladado aún con vida por miembros de la Dirección General de Bomberos al Hospital “Roberto Calderón”, expiró a las 10:30 de la noche del martes último.