• |
  • |

A partir de los 25 años las mujeres dejamos de producir colágeno y elastina, que son las proteínas encargadas de embellecer nuestra piel, explica la esteticista cosmiatra Karen Cruz.

Con el paso del tiempo las mujeres nos vemos al espejo y decimos: “ya me veo las líneas más marcadas”, puesto que el rostro comienza a dejar en evidencia el envejecimiento.

Y como si eso no fuera poco, Cruz señala que el rostro comienza a mancharse y deshidratarse por el sol, el polvo, el viento, la mala alimentación y la tensión de una vida agitada con la familia, el trabajo y otros factores.

Tratamiento antiedad

En busca de tratamientos naturales para minimizar la evidencia de las líneas de expresión y las arrugas, disminuir el enrojecimiento de la piel, aclarar y mejorar el tono del rostro, nos encontramos con la ionización.

En Estetic Weight Control, Cruz recomienda la ionización como una alternativa ciento por ciento natural, libre de productos con alcohol que pueden irritar la piel.

Cruz expone que la piel es el órgano más extenso del cuerpo humano, y este se divide en tres capas: epidermis, que es la superior y que podemos ver; la dermis, que contiene las células de colágeno y elastina, y es la capa germinativa; y la hipodermis.

El proceso de ionización comienza por una evaluación del rostro, para identificar el problema del paciente; de ser necesaria la ionización, se comienza con la primera sesión. La cantidad de sesiones depende de la necesidad del paciente.

Una sesión de ionización cuya finalidad es nutrir la dermis con ampolletas de colágeno y elastina inicia con desmaquillar el rostro, limpiarlo y realizar extracciones si la piel está muy sucia; luego se realiza una hidratación en alta frecuencia y esta da paso a la vasodilatación y vasoconstricción; para finalizar se realiza un masaje antiedad, que relaje los músculos del rostro, y se aplica la loción y crema hidratante correspondientes.

Asimismo, el paciente debe continuar sus cuidos en casa, aplicando los productos que el especialista le indique.

Evitá las arrugas

Las líneas de expresión son las que luego se convierten en las arrugas que las mujeres tanto detestamos; por ello, es importante que cuidemos nuestro rostro desde siempre.

La clave para un rostro sano, según Cruz, radica en una alimentación adecuada, que incluya muchas frutas, beber mucha agua, utilizar bloqueador solar, desmaquillarse todas las noches, utilizar toallitas húmedas después del gym, y utilizar los productos adecuados para tu tipo de piel, que puede ser mixta, grasa o seca.

Limpiá tu rostro

Un rostro saludable depende en gran medida del cuido que le demos. Por eso es importante convertir en un ritual su limpieza, especialmente si siempre utilizamos maquillaje.

Karen Cruz recomienda el siguiente ritual por la mañana y por la noche:

Lavá tu rostro con jabón líquido, o bien utilizá una crema desmaquillante.

Aplicá la loción hidratante.

Aplicá la crema hidratante; según la marca, el envase puede variar para día y para noche.

Por las mañanas, utilizá protector solar en gel o crema.

Cualquier producto que usés, sin importar la marca, debe ser el indicado para tu tipo de piel. Si no sabés cuál es, un especialista te puede realizar una evaluación de rostro.

Créditos:

Estetic Weight Control queda ubicado detrás de Metrocentro, del restaurante Summer, 1 cuadra al lago y 15 varas abajo.