•  |
  •  |

Las relaciones de pareja muchas veces son complicadas, no todo puede ser perfecto, y cuando uno de los dos decide separarse o los dos han llegado al acuerdo de finalizar la relación, es necesario tener en cuenta que hay una vida por delante y sobre todo, dejar que el pasado no afecte el presente ni el futuro.

Para algunas mujeres, la finalización de una relación amorosa puede causar desastres en la vida emocional y profesional, ya que la depresión, decaimiento o falta de interés puede afectarte en tu trabajo o en casa.

Según la licenciada Ledia Gutiérrez, la mujer debe entender y vivir el duelo amoroso, esto significa que debe pasar el sufrimiento y luego aceptar que se terminó esa relación, que no hay más nada que hacer.

En este momento es importante que la mujer no se refugie en antidepresivos o peor aún recurra al alcohol, drogas o excesiva diversión, porque los resultados pueden ser desastrosos, ya que pueden convertirse en una adicción a largo plazo.

“La mujer debe obtener experiencia, preguntarse en qué se falló, si fueron ambos, y la persona que está en este proceso, debe reflexionar sobre las cosas que debe superar, mejorar o cambiar”, dijo Gutiérrez.

La mujer después de vivir su duelo debe estar consciente y convencida que no hay vuelta atrás, que debe seguir hacia adelante y estar lista para entrar en una nueva experiencia.

Optimismo

La especialista expresó que es necesario que la mujer mantenga una posición positiva; debe ser optimista, levantar la frente, elevar la autoestima, reunirse con las amistades, entrar a un nuevo lugar donde puede conocer más personas y poder elegir. Es importante creer que está dispuesta a relacionarse donde se debe tener empatía, comprensión, respeto, conocer bien a la persona, para ir poco a poco dando lugar a que crezca una nueva relación.

También es recomendable que cuando existen demasiadas heridas se tome un tiempo prudencial para sanar y sobre todo dedicarse mucho tiempo para reflexionar y elevar la autoestima.

Adiós tren

La experta explicó que las mujeres no deben apurarse, ni afligirse porque una relación terminó… “no sentirse que el tren la está dejando, es mejor tener sabiduría para no creer que este es el último vagón en que puede montarse. Esa prisa es perjudicial porque no te deja disfrutar la compañía”.

Aprender la lección

Una recomendación muy importante es que se debe aprender del fracaso anterior y no cometer los mismos errores.

“El ser humano es perfectible, somos agentes de cambios, podemos mejorar, modificar comportamientos, y si ve que tiene problemas para relacionarse por una autoestima baja, por no tener control de ira, celos, o inseguridad es necesario buscar ayuda psicológica”, finalizó la licenciada.

 

NO REFUGIARSE en el alcohol o drogas, ya que pueden convertirse en adicciones a largo plazo.

 

SI BUSCAR AYUDA psicológica, si es necesario, para curar heridas amorosas.

 

"La mujer no debe sentir  que el tren la está dejando, es mejor pensar que no es el último vagón en que puede montarse, ya que la prisa es perjudicial porque no te deja disfrutar la  compañía”.

Ledia Gutiérrez, Psicóloga