• Managua |
  • |
  • |

“Mejorar la calidad de la comida, en vez de comer por dos”, este debería ser el lema alimenticio durante el embarazo de una mujer. Una mujer embarazada necesita mayor cantidad de minerales, oligoelementos y vitaminas; por eso debe cuidar especialmente su alimentación durante el embarazo, consumiendo mucha fruta, verdura fresca y productos lácteos.
Las mujeres deben tener presente que la cantidad de comida no es lo importante, sino lo que contiene el alimento, pues comer de forma exagerada lo único que provoca es un aumento de peso poco sano, que en casos graves se puede generar hasta una diabetes en el embarazo. De acuerdo con el sitio web de Nutrición Onmeda.es durante la gestación, la proporción de los alimentos debería ser la siguiente: Entre un 15 y un 17 por ciento de proteínas y grasas; y entre un 50 y 60 por ciento de hidratos de carbono.
Alimentos correctos
La alimentación de la madre influye directamente en el feto. Las grasas vegetales son especialmente importantes durante el embarazo. Para evitar el estreñimiento, se debe ingerir muchos alimentos ricos en fibra, como el pan integral, verdura cruda y fruta fresca, que además contienen los minerales y las vitaminas que el cuerpo necesita. También se recomienda comer pescado tres veces por semana.
Durante el embarazo la mujer necesita mucha vitamina D para que el bebé pueda desarrollar unos huesos y dientes sanos. Comer regularmente pescado y manzanas disminuye el nivel de riesgo de que el bebé padezca de alergias. Por otro lado, beber líquidos con mucha cafeína puede provocar que el niño tenga un peso por debajo de lo habitual.
No hay que olvidar que una alimentación sana durante el embarazo influirá en la posterior conducta alimentaria del niño. Las embarazadas que tienden al sobrepeso, suelen transmitírselo a sus hijos. Por lo tanto, si se consume mucha comida rápida la madre se arriesga a que su hijo también se alimente mal. En cambio, si la madre ingiere comida sana, el bebé empezará a desarrollar desde el vientre materno la tendencia a consumir alimentos sanos.

5 vitaminas importantes en el embarazo

Vitamina B6: Ayuda al desarrollo del sistema nervioso. Se halla en la carne, el pescado, las verduras y los plátanos.

Vitamina A: Está presente en alimentos animales, como el hígado, la leche o las yemas; y en frutas y verduras.

Vitamina B: Se hallan en el pan integral, los cereales, legumbres, pescados, las patatas y la leche.

Vitamina D: Es la única que produce el cuerpo a través de la piel. Se halla en el pescado, la mantequilla y el huevo.

Vitamina C: Protege a las biomoléculas de una destrucción por oxidación. Se encuentra en las frutas cítricas.