Paula Andrea Arce de Chamorro Paula Andrea Arce
  •   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La menopausia es una etapa en la vida de la mujer entre los 45 y 50 años, en donde los ovarios han dejado de producir hormonas femeninas,  generando un cambio hormonal que cursa con irregularidad de la regla hasta llegar a su ausencia de la misma por 12 meses, acompañándose de un conjunto de síntomas físicos y síquicos.  

Los síntomas que se presentan son: sudoraciones profusas, insomnio, ganancia de peso, sequedad en la piel y en las mucosas incluyendo la vagina, disminución del apetito sexual, tendencia a la osteoporosis, ganancia de peso con aumento del perímetro abdominal, aumento de los niveles de presión arterial, de colesterol, triglicéridos y también pueden incrementarse los niveles de glucosa en sangre.

Todo esto  incrementa el riesgo de la mujer para desarrollar enfermedades cardiovasculares e  infartos del corazón. 

Esto debe ser la motivación principal para establecer un estilo de vida más saludable durante este periodo. Ten en cuenta estas recomendaciones:

Inicia tu rutina de ejercicio lo antes posible. Favorece tu masa muscular y el depósito de calcio en tus huesos. Combina ejercicios de tipo cardiovascular y de  resistencia.

Evita el consumo de azúcares, postres, reposterías y alimentos dulces. Se acumulan como grasa a nivel del abdomen.

Prefiere los carbohidratos integrales y altos en fibra, como el arroz integral, pasta y panes integrales, frijoles, lentejas y leguminosas, consume la cáscara de la papa y quinoa, entre otros.

Incluye muchos vegetales y ensaladas en almuerzo y cena, combinando todos los colores para obtener mayor cantidad de nutrientes, vitaminas, minerales y antioxidantes. Además de fibra que ayuda a nuestro intestino.

Disminuye el consumo de embutidos, enlatados y condimentos ricos en sal, pues te hacen retener mayor cantidad de líquidos.

Escoge grasas saludables provenientes del aguacate, aceite de oliva, maíz, girasol o aceite de canola.

Consume calcio en los  lácteos descremados, vegetales verdes y sardinas.

Recuerda incluir isoflavonas, estos son antioxidantes presentes en la soya, pero también en la cerveza, tienen un impacto similar a las hormonas femeninas de las que carece el organismo en este periodo.

Evita el consumo de cigarro. 

Consume bebidas alcohólicas de forma moderada. En la menopausia puedes consumir alcohol, solo recuerda que lo importante es saber cuáles son mejores y aportan menor cantidad de calorías, cualquier bebida alcohólica debe tomarse con moderación y buscando aquellos que no estén combinados con jugos dulces, siropes, aderezos o sustancias que agreguen más calorías vacías provenientes del azúcar.

La cerveza por ejemplo es una buena alternativa que se puede usar para elevar los niveles de colesterol HDL o protector, tiene antioxidantes, sustancias que previenen la aparición del cáncer, participa en la eliminación de líquidos y desarrollo de buena diuresis. 

Establecer un estilo de vida sano durante la menopausia asegura disminuir el riesgo cardiovascular que se incrementa en esta etapa y disminuir los síntomas que se pueden presentar.