•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Comúnmente escuchamos que algunas personas utilizan gafas sin fórmula para descansar los ojos. Ellos les llaman lentes de descanso o refrescantes. “En algunas superficies, los reflejos generados por la luz natural o eléctrica dificultan la vista.

Los lentes antirreflejo son los que cuentan con la capacidad de eliminar estos reflejos que entorpecen una visión correcta”, según indica la doctora Raquel Tapia Escobar, oftalmóloga de la Clínica Tapia y Especialidades.

Estos lentes se elaboran con capas minuciosamente calibradas de óxidos metálicos en la zona frontal y posterior de los lentes. Todas estas capas están fabricadas para intervenir el reflejo de la luz, incluyendo el resplandor, los reflejos incómodos y los “halos” difuminados que habitualmente están presentes en torno a las luces nocturnas. Para conocer más detalles sobre el tema, la especialista responde a las principales inquietudes de los pacientes.

¿Qué factores nos causan tensión ocular?

La fatiga ocular es causada por el esfuerzo de uno o más de los músculos del ojo. Esto ocurre cuando se mantiene el ojo en una sola posición durante un largo período de tiempo. Los ojos generalmente se tensan más rápido cuando se centran en las distancias cercanas a diferencia de las distancias lejanas y el cambio rápido de distancias puede acelerar los síntomas.

Los factores más comunes responsables de la fatiga del ojo son: el uso de computadoras, leer, ver la televisión y conducir un automóvil.

¿Qué son los lentes antirreflejo?

Son gafas que cuentan con un lente que le permite al ojo descansar al realizar actividades por largos períodos de tiempo y que lo protegen de diversos factores que lo fatigan y lo pueden deteriorar con el tiempo.

¿Cómo funciona el tratamiento antirreflejo?

La función del antirreflejo es permitir el traspaso de la luz, que por consistencia del lente, generaría un reflejo en la misma superficie del vidrio. Así, para el ojo del usuario se aumenta la capacidad de recibir esta “información de luz o imagen” proveniente desde la cara externa del lente y por la cara interna del lente se evita el molesto reflejo de imágenes provenientes de este lado del lente: las imágenes fantasmas.

¿Cuánto es su grado de eficacia?

Eliminan los reflejos en un 99%, esto significa que son más transparentes tanto desde el punto de vista del que mira a través de ellos como desde el punto de vista de las personas que nos están viendo con las gafas puestas. Esto significa que ante un nivel determinado de iluminación ambiental, la sensación percibida por el ojo del usuario que utiliza lentes con tratamiento se caracterizará por imágenes más “luminosas”.

¿Qué beneficios nos proporcionan los antirreflejos?

Mejoran ligeramente el contraste de la luz, disminuyen la fatiga visual que ocasiona picor, enrojecimiento de los ojos y escozor. Otro beneficio es que son lentes estéticos en el sentido de que reducen significativamente la reflexión de la luz sobre los lentes, permitiendo así que los ojos se vean (aún con los lentes puestos), y reduce los reflejos en conducción nocturna.

Entonces, ¿todos necesitamos unas gafas de descanso?

En la actualidad, la vida moderna nos lleva a movernos en un entorno donde predominan mucho las luces artificiales, pantallas de ordenadores, teléfonos móviles, televisores, entre otros, por lo que es recomendable contar con unos lentes cuando estemos expuestos a mucha luz y brillo. Y si además, conducimos por la noche, el tratamiento antirreflejante ayudará a eliminar la mayoría de los reflejos que se producen en el cristal, mejorando la calidad de visión del conductor.

¿Los lentes antirreflejo se utilizan de forma permanente o solo en ciertas condiciones?

Los lentes refrescantes con graduación deberían de llevarse de forma permanente. Sin embargo, si no tenés un problema refractivo solo hay que utilizarlos frente a las condiciones de exceso de luz.

¿Qué pasa en nuestros ojos si no utilizamos estos lentes?

Si ves bien y te sentís bien aun estando frente a tu ordenador no tenés por qué gastar dinero, no obstante, al estar leyendo o viendo un monitor por tiempo prolongado hace que se seque un poco más tu córnea, podés intentar mejor con un lubricante ocular y descansar por 5 minutos cada 2 horas. Pero si persiste el problema de fatiga visual es mejor utilizar los lentes refrescantes, ya que si no los usás, el problema de vista cansada y sequedad ocular se podrían acentuar.

¿Cada cuánto hay que cambiar estos lentes?

En muchas ocasiones no se considera necesario cambiar de gafas hasta que las lentes están deterioradas o la montura sufre algún daño. Sin embargo, es muy importante tener en cuenta que las gafas sirven para compensar defectos de visión y, por lo tanto, será muy importante que las lentes se adapten a la evolución de estos defectos para poder compensarlos.

El principal motivo para cambiar unas gafas es que la graduación de las lentes ya no esté optimizada para compensar el defecto de visión o que la capa anti-rreflejante esté dañada.