•  |
  •  |

Causar buena impresión (vestimenta y modales), y hacerla sentir el centro de atención, te garantizan una segunda cita. Evita tomarla de la mano en la primera cita y no muestres interés desmedido. No intentes besar en ese momento, eso es solo para los más intrépidos y normalmente una chica decente no lo hace a la primera, por más que le llames la atención y se esté derritiendo por ti. Despídete amablemente y no colmes de inmediato su celular de mensajes, espera un día para volverla a llamar y agradecerle por su tiempo contigo. EFE