•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Un estudio ha encontrado la excusa perfecta para echar un par de tragos con los amigos después del trabajo.

En varias ocasiones hemos escuchado los grandes beneficios que ofrece el vino. Por ende, nos sentimos motivados a consumir esta deliciosa bebida. Si sos de esos que aún no está del todo convencido de tomar una copa con más frecuencia, un estudio realizado en la Universidad de Alberta, Canadá, captará tu atención.

La investigación revela que una buena dosis de resveratrol, compuesto del vino tinto, podría ayudar a proteger al organismo de enfermedades como la diabetes, mejorar el rendimiento físico, las funciones cardíacas y la fuerza muscular, además de ser un excelente antioxidante. Por último, los autores del estudio afirman que el consumo de una copa de vino tinto al día podría tener los mismos efectos en el cuerpo que realizar una hora de ejercicios que te hagan sudar.

Si además de la copa diaria tu estilo de vida se mantiene saludable y seguís una dieta rica en frutas y nueces, se obtendrán mejores resultados, agregan los especialistas.

Pues nada, ahora ya disponés de una razón más de tener una botella de vino en casa.