•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Podés estar al día con la hora y, a la vez, a la moda. Simple: esto se traduce en verte bien con tu atuendo usando un reloj como complemento de tu estilo, eso sí, no cualquier reloj, uno que vaya acorde al tipo de vestimenta que llevás, porque de lo contrario podrías desentonar y eso causaría una mala impresión; por ejemplo, alguien pensaría que no sabés combinar bien los elementos. Existen infinidades de diseños, materiales y colores, pero solo algunos combinan bien con el outfit y las actividades que desarrollás en dependencia de tu función profesional. Un reloj no es suficiente para toda ocasión, de modo que el asesor de estilo personal Frankye Moraga, comparte algunos consejos para lucir a tono este accesorio con la vestimenta.

Ya sea porque te guste coleccionar relojes, perseguir alguna moda en especial, o porque simplemente sentís la necesidad de controlar el tiempo, el experto indica que cada hombre debería contar al menos con tres diferentes estilos de relojes: uno de tendencia deportiva, otro de carácter formal y uno para lucirlo con ropa casual; el uso de cada uno irá en dependencia de la agenda del día. De acuerdo con Moraga, al momento de elegir la vestimenta es clave prestar atención al material del que está hecho el reloj, el diseño y los colores, los cuales aportan o minimizan el valor de las prendas.

Según el lugar y el momento

Por deducción, dice Moraga, que si estás vistiendo un traje formal, lógicamente el reloj también debe serlo, en este caso los relojes clásicos (metálicos) sientan muy bien con este tipo de vestimenta, especialmente si se trata de hombres que trabajan en empresas o negocios importantes. Y si el lugar o el trabajo no demanda tanta formalidad, el hombre puede darse la libertad de utilizar un reloj sencillo, pero casual. En tanto, para ir a un compromiso de noche, como un matrimonio o cualquier otro evento importante, conviene elegir un reloj elegante, de color dorado o plateado, y que tenga preferiblemente un fondo negro, lo cual le aportará un toque chic a este accesorio.

Para practicar algún deporte, lo ideal es llevar un reloj cómodo (reloj deportivo) y a prueba de agua. Y para ciertas actividades como correr o montar bicicleta, el cronómetro es ideal. Un secreto, señala Moraga, es que el reloj también debe combinar con el tono de color del cinturón del pantalón.

Otras consideraciones

Con respecto al tamaño, ¡nunca perdás la proporción! Hay que tener cuidado con los tamaños para no perder el estilo, la regla de oro es que los relojes no deben verse pequeños en la muñeca, y las correas no deben extenderse más allá de la misma. Lo relojes retro (metálicos) y los de tipo minimalistas, delgados y sencillos, son las dos tendencias de relojes más solicitadas hasta el momento por los hombres, según evalúa el experto. Aunque también reconoce que los de tendencia tecnológica no se quedan atrás, sobre todo porque son como una extensión de los celulares y computadoras. Otro dato  es que podés utilizar el reloj en la mano que más te guste, eso de solo se usa en la izquierda, ya no aplica en este tiempo.

Elegante:

El dorado y el plateado en textura metálica o correas delgadas son ideales para eventos formales de noche.

Deportivos:

Si te considerás un hombre activo y amante del deporte, esta es la opción para vos. Lo ideal es que sean de plástico, ligeros y que tengan un cronómetro.

Formal:

Los relojes de metal o con correas de piel quedan bien en los almuerzos de trabajo.

Casual:

El reloj puede tener correas de plástico, metal o piel. Los colores dependerán de la ocasión. Podés lucirlo en cualquier lugar, siempre y cuando no demande mucha formalidad.