• |
  • |

Las manos son la carta de presentación de una mujer. La belleza y cuidado depende de un trabajo diario y meticuloso. Ellas dicen mucho de las personas y lucirlas bonitas y jóvenes es esencial para mostrar un cuerpo cuidado e hidratado.

Si para trabajar usas mucho tus manos o simplemente notas que van envejeciendo con el paso del tiempo y se van volviendo ásperas y escamadas, te brindamos algunas recomendaciones dictadas por Flor Medina, manicurista profesional para lucirlas espléndidas.

¿Cómo cuidarlas?

Lávalas a diario con un jabón neutro que no reseque mucho tu piel. Una vez que termines de lavar tus manos, procura secarlas siempre muy bien con una toalla, insistiendo especialmente en los huecos de los dedos. No las dejes húmedas.

Después de lavarlas, aplica diariamente una crema de manos específica para evitar la sensación de sequedad y mantenerlas todo el día suaves e hidratadas, además de tenerlas perfumadas con ricas fragancias delicadas. Puedes llevarla en tu cartera, para usarla a la hora que deseas.

Medina recalcó que si trabajas en un ambiente en el que los cambios de temperatura son extremos, debes prestar atención especial a tus manos, ya que podrán salir escamas y posibles pequeñas heridas.

“Si el ambiente es perjudicial a tus manos debes de hidratarlas en todo momento y si tienes la piel muy seca o sensible, usa cremas específicas, especialmente hechas de aloe vera”, dijo Medina.

La manicurista afirmó que es recomendable una vez a la semana utilizar un exfoliante corporal para manos, que te permita limpiarlas en profundidad y eliminar las células muertas de la piel. Se debe de frotar intensamente por las manos y brazos e instantáneamente observarás como tu piel se muestra lisa y luminosa.

No olvidar las uñas

El cuido de las manos incluye unas uñas impecables y bellas. Para lograr grandes resultados con tus uñas debes mimarlas diariamente y, semanalmente, debes seguir el siguiente ritual:

Limpia tus cutículas y el exceso de pieles que surjan alrededor de la uña.

Límalas suavemente

Evita morderlas. Si no puedes controlarlo, utiliza productos específicos, pues su sabor agrio permitirá que te olvides de morderlas constantemente.

Para blanquear tus uñas, utiliza un producto específico para emblanquecer. Utiliza productos que contengan queratina que las protege, antes de colocarles color.

Aplica tus pintauñas favoritos: Azul, rosa, beige, verde o neones. No tengas miedo a darle vida, o si eres de las mujeres que se inclinan por lo más clásico, como el rojo o french, está bien, pero no olvides brindarles colorido.

Aplica encima una laca de uñas transparente para que el resultado sea más duradero y aporte un brillo excepcional con un acabado único. ¡Ponle dos capas para asegurar la duración!

4 Veces al día es recomendable hidratar tus manos con una crema humectante.

1 Vez a la semana debes dedicar tiempo para cuidar tus uñas.