•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Dicen que la moda al igual que la energía, ni se crea ni se destruye, solo se transforma. Y eso es lo que va a pasar esta temporada con toda la ropa de los 90, guardada y olvidada hasta hoy en el fondo del armario.

El estilo característico de estos años y sus piezas más célebres: “bombers”, vaqueros o deportivas blancas, retoman su protagonismo en la gran pantalla, en la televisión y en las pasarelas de diseñadores como Marc Jacobs o Maria Ke Fisherman.

Del mismo modo que en la década de los 90 Forrest Gump (1994) recuperó y puso de moda el modelo de zapatilla Nike Cortez, creadas en 1972 por Bill Bowerman, la gran pantalla interfiere actualmente en esta involución de la moda y films como Terminator: Génesis (2015), devuelven su relevancia a otros productos distintivos de aquella época como los relojes digitales Casio.

Otro clásico de los 90 que vuelve con fuerza gracias a la influencia del cine es la chaqueta bomber. Diseñada en los años 20 para los pilotos de la RAF, en los 90 fue monopolizada por los mundos mods, skins y grunges y, en la actualidad, es recuperada por films como “Julieta” (2016) de Pedro Almodóvar. Famosas como Gigi Hadid o Miranda Kerr y firmas como Tommy Hilfiger ya se han rendido ante ellas. El crop top, pieza estrella del último desfile de Dolce&Gabbana, es otra prueba del regreso de la moda de esta época.

El arte del pin up impulsó el uso de estos “bustier” que dejan el abdomen al descubierto y, series como Friends (1994), pusieron de manifiesto esta tendencia en los 90 que ahora, reaparece en series como Pretty Little Liars (2010) y han logrado atravesar el televisor para saltar a la calle.