Lupita Cornejo
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

¿Proyectas tu imagen de forma adecuada? Esa proyección que tú diriges es la que siembras y cultivas dentro de tu ser si es positiva. Cuando el mensaje que das a nivel visual es positivo, el receptor asume que otros aspectos de ti también lo son, pero si tu mensaje visual es negativo, la otra persona tal vez no quiera tomarse el tiempo para descubrir qué tipo de persona eres y las habilidades o cualidades que tienes. Deja de pensar lo que suponen los demás, pregunta y sé directa en tu comunicación, la proyección de la imagen de tu cuerpo, mente y alma es lo que siembras cada día vibrando en tu verdadera identidad.

Si tus pensamientos y palabras son negativos es lo que vas a obtener, si tus pensamientos y palabras son positivos es lo que recibirás, esto es un boomerang que la ley del universo causa-efecto te da, tú eres un imán de atracción.  

El despertar de tu espíritu equivale al despertar de tu conciencia individual, grupal y universal, tu proyección se dará de manera instantánea, como un rayo de luz, iluminando a otros pero más allá de ciertos términos exóticos, se trata de un proceso gradual que eleva la conciencia y nos integra aún más con la realidad que vivimos.

Hoy te comparto 5 herramientas para lograr una proyección positiva de tu imagen a través del yoga:

1. La práctica constante de Kundalini Yoga

Ayuda a equilibrar los rasgos de la personalidad, fortalecer el sistema nervioso, desarrollar la creatividad, la flexibilidad, para dar respuestas más armónicas a las situaciones y retos de la vida social, laboral y familiar. La verdadera clave de la experiencia de Kundalini Yoga es el deseo y la voluntad de cambiar.  Se necesita valor para librarse de patrones adquiridos y para conquistar el espacio que necesitamos para que el cambio sea permanente. Espacio para practicar, espacio para meditar, espacio para respirar, espacio vital.

2. Mantras

Un mantra es una sílaba, palabra o frase en uno de los lenguajes sagrados (como el Sánscrito o el Gurmukhi) o algunas veces en inglés o castellano, que eleva o modifica la consciencia a través de su significado, sonido, ritmo, tono, e incluso la reflexología de la lengua en el paladar. Mantra es “el yoga de la mente”.

3. Pranayama

Respirar para canalizar y dirigir el flujo de prana y alterar la consciencia.

4. Meditación

El aquietamiento de la mente racional, razonadora, dualista y egoísta, para permitir a la mente neutral concentrar su atención en la realidad interna más allá de conceptos intelectuales y en la realidad externa más allá de objetos físicos y terrestres. La meditación produce numerosas técnicas para alcanzar este objetivo y produce una personalidad calma, emocionalmente neutra, alerta, intuitiva, efectiva, eficiente y controlada, y una sensación elevada de ser y de consciencia. La meditación consistente promueve la paz interior, la felicidad y la vida en un estado de consciencia superior.

5. Proyecciones de Consciencia hacia el Universo.

Estas prácticas desarrollan la movilidad de la consciencia, la habilidad de concentrarse mentalmente en varias cosas a la vez y de dirigir movimientos de energía que vigorizan nuestro sentido del dominio e impacto potencial en el mundo.