•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Además de retirar las impurezas superficiales de la piel, el azúcar también nos ayuda a hacer una limpieza profunda y a eliminar los restos químicos que puedan quedarnos de otros productos.

La exfoliación se ha convertido en uno de los tratamientos estéticos infaltables en la rutina de belleza, ya que su práctica regular contribuye a mejorar el aspecto de la piel.

Como la mayoría de nosotros ya sabe, tanto el rostro como el cuerpo tienden a sufrir un continuo deterioro por la exposición al sol, la mala alimentación y las toxinas del ambiente.

Por fortuna, los métodos y productos exfoliantes mitigan todos esos efectos negativos para darles un aspecto luminoso, joven y libre de pequeñas imperfecciones.

Sumado a esto, su aplicación sobre la piel facilita la absorción de los nutrientes que provienen de cremas, lociones y otros productos de cuidado facial.

Mezcla en un recipiente aceite de oliva y azúcar y exfolia tu cuerpo o rostro y verás resultados extraordinarios, te recomiendo realizarlo una vez a la semana.