•   Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

A partir de las demandas de medio centenar de alumnos andaluces, tres proyectos de seis estudiantes de diseño industrial de la Universidad de Extremadura de Mérida han ganado un concurso de ideas con el objetivo de actualizar el pupitre y la silla de los colegios.

A este proyecto organizado por el Centro Tecnológico Andaluz de Diseño “Surgenia” y patrocinado por la editorial Gustavo Gili, se han presentado 19 proyectos que han plasmado las necesidades de los escolares que reclaman un mobiliario más cómodo, ergonómico y sostenible, según ha informado Surgenia en un comunicado.

Este proyecto ha contado además con la colaboración de la Asociación Andaluza de Ergonomía, que ha elaborado recomendaciones para que los pupitres y las sillas estén en línea con las normas de salud postural.

El proyecto galardonado con el primer premio ha sido el “Quick desk” -de Enrique Fernández Fernández y Carlos Sánchez-Cortés García- que ha destacado por su “innovación y calidad”.

Se trata de un conjunto de dos piezas, unidas entre ellas a través de un brazo telescópico, totalmente plegables y apilables para que, en caso de no ser usadas, ocupen muy poco espacio.

Este mobiliario ayuda a adoptar una postura no perjudicial, como la del “astronauta” que no implica esfuerzos musculares, según la nota.

De color verde y blanco, incluye un espacio para colocar el ordenador y una toma de corriente eléctrica, con un sistema de seguridad integrado para poder utilizar una lámpara o un dispositivo informático -como un ordenador o tableta- adaptándose así a los sistemas de aprendizaje modernos.

Además, los conjuntos de silla y pupitres se pueden agrupar a la hora de desarrollar trabajos en grupo.

El pupitre y la silla se desplazan a través de un sistema de guías dispuestas en el suelo, que permiten posicionar el mobiliario de forma fácil y sin esfuerzos.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus